El Manual de Yahweh - La AUTENTICA Biblia Kadosh Completa de Estudio SIN ADULTERAR

lunes, 31 de diciembre de 2012

El Ruaj de YAHWEH está sobre mí

.



ISRAEL.

Muchas mujeres había en la Tierra… pero Yahweh mira el corazón, son la raíz de toda una simiente genealógica, ¿qué vio en Miryam? ¿Por qué la eligió entre todas las mujeres? ¿Qué vio en ella? El vientre ideal donde cobijar a su Hijo Unigénito. ¿De quién Yahweh Elohim tomó consejo?

“¿Quién ha medido el Espíritu de YAHWEH? ¿Quién ha sido su consejero, instruyéndolo a El? ¿A quién consultó El, para tener entendimiento? ¿Quién le enseñó cómo juzgar, le enseñó lo que El necesitaba saber, le mostró cómo discernir?” (Yeshayah/Isaías 40:13,14)
¿Quién le dio primero…? ¿Qué vio en Israel, la Nación más pequeña? ¿Por qué quiso depositar a Su Hijo ahí…? Desde Abraham quiso hacer una Nación y a toda su simiente, simiente de confianza, que toda la historia cambió desde que se anunció Su nacimiento pero llegó un día en que hasta el rey Herodes se turbó:

“Entonces, ¿qué debíamos decir que obtuvo nuestro padre Avraham por sus propios esfuerzos? Pues si Avraham llegó a ser justificado por YAHWEH por la observancia legalista, tiene algo porqué gloriarse. ¡Pero así, no es como es ante YAHWEH! Porque ¿qué es lo que dice el Tanaj? "Avraham puso su confianza en YAHWEH, y le fue acreditado por justicia." Ahora bien, al que trabaja no se le acredita el salario basado en la gracia, sino en lo que se le debe. No obstante, en el caso de alguien que no esté trabajando, sino confiando en aquel que justifica al impío, su confianza es acreditada por justicia. Asimismo la bendición que David pronuncia es sobre los que YAHWEH acredita con justicia aparte de la observancia legalista: Benditos son aquellos cuyas faltas de cumplimiento a la Toráh son perdonadas, cuyos pecados han sido cubiertos; Bendito es el hombre cuyo pecado YAHWEH no lo considerará en contra suya. Ahora bien, ¿es esta bendición para el circunciso solamente, o es también para el incircunciso? Pues decíamos que a Avraham le fue acreditada la confianza por justificación. ¿Pero en que estado estaba él cuando le fue acreditado: circuncisión o incircuncisión? ¡No en la circuncisión, sino en la incircuncisión! De hecho, él recibió la circuncisión como una señal, como el sello de la justificación que él tenía acreditada sobre la base de la confianza que él tuvo mientras todavía era incircunciso. Esto sucedió para que pudiera ser padre de toda persona incircuncisa que confía y de este modo tiene justificación acreditada a él, y al mismo tiempo es el padre de todas las personas circuncisas que no sólo tienen el brit-milah (pacto de la circuncisión), sino que siguen los mismos pasos de la confianza que tenía Avraham avinu (nuestro padre) cuando todavía era incircunciso. Porque la promesa a Avraham y a su descendencia, que él heredaría la tierra, no vino por medio de legalismos, sino por medio de la justificación que produce la confianza. Pero si los herederos son asignados por medio de legalismos, entonces la confianza no tiene sentido, y la promesa inservible. Pues lo que la ley conlleva es castigo. Pero donde no hay ley, tampoco hay violación.” (Romanos 4:1-15)

“Después que Yahshua nació en Beit-Lejem (Belén) en la tierra de Yahudáh (Judá) durante el tiempo que Herodes era rey, unos Sabios vinieron desde el este a Yerushalayim (Jerusalén), y preguntaron: ¿Dónde está el recién nacido, Rey de los Judíos? Pues vimos su estrella en el este y vinimos a adorarlo. Cuando el rey Herodes oyó esto se puso muy agitado, al igual que todos en Yerushalayim. Llamó a todos los principales kohanim (sacerdotes) y a los maestros de la Toráh del pueblo, y les preguntó: ¿Dónde nacerá el Mashíaj (el Mesías)? Ellos respondieron: En Beit-Lejem de Yahudáh, porque el profeta escribió: Y tú, Beit-Lejem, en la tierra de Yahudáh, de ningún modo eres la menor entre los regidores de Yahudáh, pues de ti saldrá un regidor que pastoreará a mi pueblo Israel.  Herodes mandó a llamar a los Sabios para que se reunieran con él en privado, y les preguntó exactamente cuando fue que apareció la estrella. Después los envió a Beit-Lejem con estas instrucciones: Busquen cuidadosamente al niño; y cuando le hallen, me lo hacen saber, para yo también ir a adorarle. Después que ellos escucharon al rey se fueron; y la estrella que habían visto en el este iba delante de ellos, hasta que llegó y se detuvo encima del lugar donde estaba el niño. Cuando vieron la estrella, se regocijaron en gran manera. Al entrar en la casa vieron al niño con su madre Miryam; y postrándose le adoraron. Luego abrieron sus bolsas, y le ofrecieron regalos de oro, incienso y mirra. Pero habían sido avisados en un sueño de no regresar a Herodes, por lo cual tomaron otra ruta de regreso a su tierra. Después que ellos se fueron, un ángel de YAHWEH se le apareció en un sueño a Yosef, y le dijo: Levántate, toma al niño y a su madre, y huye a Egipto, quédate allí hasta que yo te diga que regreses; porque Herodes buscará al niño para matarlo. Así, pues, se levantó durante la noche, tomó al niño y a su madre, y se los llevó a Egipto, donde permaneció hasta la muerte de Herodes. Esto sucedió, para que se cumpliese lo que había dicho por medio del profeta: De Egipto llamé a mi hijo.  Mientras tanto, cuando Herodes se dio cuenta de que había sido burlado por los Sabios, se enfureció, y dio órdenes de matar a todos los niños de dos años o menos que había en Beit-Lejem y en todos sus alrededores, calculando desde el tiempo que los Sabios le habían dicho. De esta manera fueron cumplidas las palabras dichas por medio del profeta Yirmeyah (Jeremías): Se oyó una voz en Ramah, llanto y gran lamento. Era Rajel que lloraba a sus hijos y rehusaba ser consolada, porque ya no estaban vivos.  Después de la muerte de Herodes, un ángel de YAHWEH se apareció en un sueño a Yosef en Egipto, y dijo: Levántate, toma al niño y a su madre, y vete a Eretz-Yisra'el (La Tierra de Israel), porque aquellos que querían matar al niño están muertos. Entonces se levantó, tomó al niño y a su madre, y regresó a Eretz-Yisra'el. Sin embargo, al oír que Arkelós había sucedido a su padre Herodes como rey de Yahudáh, tuvo temor de ir allá; mas, avisado en un sueño, se retiró a Galil (Galilea), y fue a morar en un pueblo llamado Netzaret, para que se pudiera cumplir lo dicho por los profetas, que habría de ser llamado Netzri.” (Mattityah/Mateo 2)

Cuando el Ministerio de Yahshua se hizo público todo Israel cambió ya que todos Sus Profetas anunciaron Su Venida. Todos ellos dejaron antes de partir Su testimonio y en  la propia Toráh Su vida derramada en el Salmo 22 siendo llevado el rey David por el Espíritu de Yahweh así como Isaías anunció al Mesías.

“Esta era la luz verdadera, que da luz a todos los que entran en este mundo. El estaba en el mundo; el mundo fue hecho por medio de El, a pesar de esto, el mundo no le conoció. El vino a su propia tierra natal, y su propio pueblo no le recibió.” (Yojanán/Juan 1:9-11)

“¡Mi Elohim! ¡Mi Elohim! ¿Por qué me has abandonado? ¿Por qué tan lejos para ayudarme y tan lejos de mis gritos de angustia? Mi Elohim, por el día yo clamo a ti, pero Tú no respondes; asimismo por la noche, y no tengo alivio. No obstante, Tú eres Kadosh (puro), habitas en las alabanzas de Israel. En ti nuestros padres pusieron su confianza; ellos confiaron y Tú los rescataste. Ellos clamaron a ti y escaparon; ellos confiaron en ti y no fueron defraudados. Pero yo soy un gusano, no un hombre, despreciado por todos, aborrecido por el pueblo. Todos los que me ven se burlan de mí, ellos se mofan y menean sus cabezas: ¡El se encomendó a YAHWEH, así que, El lo rescate! ¡Que El lo libere pues pone su delicia en El! Pero Tú eres el que me sacó del vientre, Tú me hiciste confiar cuando estaba en los pechos de mi madre. Desde mi nacimiento he sido echado sobre ti; desde el vientre de mi madre Tú eres mi Elohim. No estés lejos de mí, porque la aflicción está cerca; y no hay nadie que ayude. Muchos toros me rodean, toros salvajes de Bashan me acechan. Ellos abren la boca grande contra mí, como leones rapaces y rugientes. Estoy siendo derramado como agua; todos mis huesos están fuera de sus coyunturas; mi corazón se ha vuelto como de cera; se derrite dentro de mí; mi boca está tan seca como fragmento de vasija, mi lengua se pega a mi paladar; me has puesto en el polvo de la muerte. Perros me rodean, una banda de villanos me acecha, ellos atraviesan mis manos y pies. Puedo contar cada uno de mis huesos, mientras ellos me observan con satisfacción maligna. Dividieron entre sí mis vestiduras; por mi túnica tiraron los dados. Pero Tú, YAHWEH, ¡No estás lejos! ¡Mi fuerza, ven deprisa a ayudarme! Rescátame de la espada, mi vida del poder de los perros. ¡Sálvame de la boca del león! ¡De los cuernos del toro salvaje, rescátame! Proclamaré Tu Nombre a mis hermanos; allí mismo en medio de la congregación te cantaré alabanzas. ¡Tú que temes a YAHWEH, alábale! ¡Todos los descendientes de Yaakov, glorifíquenlo! ¡Todos los descendientes de Israel estén en temor de El! Porque El no ha despreciado ni aborrecido la pobreza del pobre; El no escondió su rostro de él, sino que oyó su clamor. Por ti alabaré en la gran congregación cumpliré mis votos a la vista de los que le temen. Los pobres comerán y estarán satisfechos. Aquellos que buscan a YAHWEH le alabarán; Sus corazones disfrutarán de la alegría para siempre. Todos los confines del mundo recordarán y se volverán a YAHWEH; todos los clanes de las naciones adorarán en su presencia. Porque el Reino pertenece a YAHWEH, y El gobierna las naciones. Todos los que prosperan en la tierra comerán y adorarán; todos los que descienden al polvo se postrarán delante de El, incluyéndose el que no se puede mantener vivo, Todos los descendientes le servirán; la próxima generación le será contado de YAHWEH. Ellos vendrán y proclamarán su justicia a un pueblo que no ha nacido, que El es el que lo hizo.” (Tehillim/Salmos 22)

“Porque un niño nos es nacido, un hijo nos es dado; el dominio reposará sobre sus hombros, y le será dado el Nombre Pele-Yoetz El Gibbor Avi-Ad Sar-Shalom [Maravilla de Consejero, Elohim Poderoso, Padre de la Eternidad, Príncipe de Paz], para extender el dominio y perpetuar la paz del trono y reinado de David, para asegurarlo y sostenerlo mediante justicia y rectitud desde ahora y para siempre. El celo de YAHWEH-Elohim Tzavaot realizará esto.” (Yeshayah/Isaías 9:6,7)

“¿Quién cree en nuestro reporte? ¿A quién le es revelado el brazo de YAHWEH? Porque ante El, El creció como un retoño, como raíz de tierra seca. El no era bien formado ni especialmente buen mozo; nosotros lo vimos, pero su apariencia no nos atrajo. La gente lo despreció y lo rechazó, un hombre de dolores, con conocimiento de las enfermedades. Como alguno de quién la gente vuelve el rostro, fue despreciado, nosotros no lo estimamos. De hecho, El cargó con nuestras enfermedades, nuestros dolores, los cuales El sufrió. Sin embargo, lo tuvimos por castigado, golpeado y afligido por YAHWEH Elohim. Pero El fue herido por causa de nuestros crímenes, machacado por nuestros pecados; la disciplina que nos hace íntegros cayó sobre El y por sus llagas somos sanados. Todos nosotros, como ovejas, nos descarriamos; cada cual se volvió por su propio camino; sin embargo, YAHWEH cargó sobre El la culpa de todos nosotros. A pesar de ser maltratado, fue sumiso; El no abrió su boca. Como un cordero llevado al matadero, como oveja que ante sus trasquiladores está muda, El no abrió su boca. Después de arresto forzado y sentenciado, fue llevado fuera; y ninguno de su generación protestó el que El fuera cortado de la tierra de los vivientes por los crímenes de mi pueblo, quienes se merecían ellos mismos el castigo. Le fue dado un sepulcro entre los perversos; en su muerte El estaba con un hombre rico. Aunque El no había hecho violencia ni había dicho nada engañoso. No obstante, le complació a YAHWEH quebrantarlo con enfermedades para ver si se presentaba a sí como ofrenda de culpa.
Si lo hace, verá su descendencia; y prolongará sus días; y a su mano el deseo de YAHWEH será cumplido. Después de esta prueba penosa, El verá luz después de la muerte. Porque El conoció [dolor y sacrificio] mi siervo justo justifica a muchos; es por los pecados de ellos que El sufre. Por lo tanto le asignaré parte con los grandes, El dividirá el botín con los poderosos, por haberse expuesto a la muerte y por ser contado entre los pecadores, mientras realmente cargando los pecados de muchos e intercediendo por los transgresores.” (Yeshayah/Isaías 53)

“La Palabra se convirtió en un ser humano y vivió con nosotros, y nosotros vimos su Shejinah (Presencia Divina, la manifestada Gloria de YAHWEH presente con los humanos), La Shejinah del único hijo del Padre, lleno de gracia y verdad.” (Yojanán/Juan 1:14)
Porque Él quiso que la paz y la justicia se besaran: “La gracia y la verdad se han reunido; la justicia y la paz se han besado.” (Tehillim/Salmos 85:10). Pero habían convertido la verdad por fuera estando muy lejos sus corazones de ella hasta que Yahshua les advirtió:

“¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim (Fariseos), hipócritas! Ustedes son como sepulcros blanqueados, que lucen bien por fuera, pero por dentro están llenos de huesos de muertos y toda clase de podredumbre. Igualmente por fuera tienen apariencia para la gente de buenos y honrados, pero interiormente están llenos de hipocresía y muy lejos de la Toráh. ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! Ustedes construyen tumbas para los profetas y decoran los sepulcros de los tzaddikim (justos), y después dicen: Si hubiéramos vivido en los tiempos de nuestros padres, no habríamos tomado parte en los asesinatos de los profetas. En esto ustedes testifican en contra de ustedes mismos, que son descendientes dignos de aquellos que asesinaron a los profetas. ¡Adelante, terminen lo que sus padres comenzaron! ¡Ustedes son serpientes! ¡Hijos de serpientes! ¿Cómo pueden escapar de ser condenados al Guei-Hinnom (Gehena, Infierno)? Por lo tanto, les estoy mandando profetas, sabios y maestros de la Toráh; a algunos los mataran, seguramente los ejecutarán en la estaca como a criminales; a algunos los azotarán en sus sinagogas y perseguirán de pueblo en pueblo. Así que sobre ustedes caerá toda la culpa por toda la sangre inocente que jamás haya sido derramada en la tierra, desde la sangre inocente de Jevel hasta la sangre de Zejaryah, a quien ustedes asesinaron entre el Templo y el altar. ¡Si, en verdad les digo, que todo esto caerá sobre esta generación! ¡Yerushalayim, Yerushalayim! ¡Tú matas a todos los profetas! ¡Tú apedreas a aquellos que te son enviados! ¡Cuántas veces quise juntar a tus hijos, como la gallina junta a sus pollitos debajo de sus alas, pero te negaste! ¡Mira! Elohim está abandonando tu casa, dejándola desolada. Pues te digo, desde ahora tú no me verás otra vez hasta que digas: BARUJ HABAH BESHEM YAHWEH [Bendito es el que viene en El Nombre de YAHWEH].” (Mattityah/Mateo 23:27-39)

No hay destrucción mayor de ira y de furor que cuando un corazón está descubierto y desnudo y no encuentra donde tener ni la menor excusa donde encubrirse, no aguantaron su desnudez y todos a una intentaron matarlo INCANSABLEMENTE hasta conseguirlo dándole la peor muerte en la estaca de ejecución como a un criminal.

“empezaron a recoger piedras para tirárselas; pero Yahshua fue escondido y dejó los terrenos del Templo.” (Yojanán/Juan 8:59)

“Una vez más los Yahudim (Judíos) recogieron piedras para apedrearlo.” (Yojanán/Juan 10:31)

“Y como lo veo, ustedes están buscando la manera de matarme a mí, un hombre que les ha dicho la verdad, la cual ha oído de Elohim. ¡Avraham nunca hizo algo como esto!” (Yojanán/Juan 8:40)

“¿Por qué no entienden lo que les estoy diciendo? Porque no pueden soportar escuchar mi mensaje. Ustedes pertenecen a su padre ha satán, y quieren llevar a cabo los deseos de su padre. El ha sido asesino desde el principio, y nunca ha estado de parte de la verdad, porque no hay verdad en él. ¡Cuando él dice mentiras, él habla con carácter, porque es mentiroso; en verdad es el inventor de la mentira! Pero en cuanto a mí, porque Yo digo la verdad, ustedes no me creen. ¿Quién de ustedes me puede enseñar donde estoy equivocado? Si estoy diciendo la verdad, ¿por qué no me creen? El que pertenece a Elohim, escucha lo que Elohim dice. La razón por la que ustedes no escuchan, es porque no pertenecen a Elohim.” (Yojanán/Juan 8:43-47)

“Por esto, empezaron a recoger piedras para tirárselas; pero Yahshua fue escondido y dejó los terrenos del Templo.” (Yojanán/Juan 8:59)
“El dijo estas cosas cuando estaba enseñando en la cámara del tesoro del Templo; a pesar de eso, nadie lo arrestó, porque su momento no había llegado.” (Yojanán/Juan 8:20)

“Al oír esto, todos en la sinagoga se llenaron de ira. Se levantaron y lo echaron fuera del pueblo, lo arrastraron hasta el borde de un precipicio donde el pueblo estaba construido, a fin de tirarle hacia abajo. Pero El caminó por medio de la multitud y se fue lejos.” (Lucas 4:28-30)

“Pero esto ha pasado para cumplir las palabras en su Toráh que dice: Ellos me odiaron sin ninguna razón del todo.” (Yojanán/Juan 15:25)
Su Amor por Yahweh Elohim, Su Celo por La Verdad única y verdadera dio a luz la dicha del Padre:

“Porque YAHWEH amó tanto al mundo, que dio a su único e incomparable Hijo, para que todos los que en El confíen puedan tener vida eterna, en lugar de ser completamente destruidos.” (Yojanán/Juan 3:16)
“Yahshua dijo: YO SOY EL CAMINO Y LA VERDAD Y LA VIDA; nadie viene al Padre, excepto a través de mí.” (Yojanán/Juan 14:6)

A los que le siguieron Se dio a conocer, eran doce y uno traidor, y a través de ellos vino una gran persecución tan fuerte que a través de ella se cumplieron las Palabras que Yahshua le dijo a Israel: “¡Yerushalayim, Yerushalayim! ¡Tú matas a todos los profetas! ¡Tú apedreas a aquellos que te son enviados! ¡Cuántas veces quise juntar a tus hijos, como la gallina junta a sus pollitos debajo de sus alas, pero te negaste!” (Mattityah/Mateo 23:37)

¡Cuánta sangre derramada hubo en todos los que creyeron en Él! ¡Y cuántas más acontecen hoy a todos Sus discípulos!, donde antes de morir depositaron Su semilla, ¡cuántas persecuciones existen!, emigrando de ciudad en ciudad y de nación en nación por causa de Yahshua resucitado… Fue la dureza del corazón judío la que hizo que la Gracia, la Vida y la Resurrección de Yahshua nos alcanzaran hoy a todas las naciones. ¿Acaso Yahweh Elohim no castigó a Israel siendo Sus ramas naturales? ¿Qué no nos hará a nosotros siendo injertados?

Agradecimiento profundo debemos tener por Israel, ¿acaso no estuvieron cautivos en Babilonia?, tuvieron oposición, guerras, robos, destrucción, fueron expulsados de las naciones con decretos de ley… ¿no es la más odiada del mundo? ¿la más criticada y juzgada? Holocausto mundial pensando todos a una que hacían un gran favor al mundo EXTERMINANDOLOS ¿por qué ese odio, ese homicidio, por qué? Recordad que “Yahshua dijo: Padre, perdónalos; porque no entienden lo que están haciendo.” (Lucas 23:34) ¿No los perdonó? ¿Qué pues diremos nosotros?

“En ese caso yo digo: ¿No es que YAHWEH repudió a su pueblo? ¡YAHWEH no lo permita! Pues yo mismo soy un hijo de Israel, de la descendencia de Avraham, de la tribu de Binyamin. YAHWEH no ha repudiado a su pueblo, al cual escogió de antemano. ¿O no saben lo que el Tanaj dice de Eliyah (Elías)? El implora a YAHWEH en contra de Israel, diciendo: YAHWEH, ellos han matado a tus profetas y derribado tus altares; yo soy el único que he quedado con vida, y ahora, ¡me quieren matar a mi también! Pero ¿cuál es la respuesta de YAHWEH? He apartado para mí siete mil hombres que no han doblado rodilla ante Baal [1]. Es de la misma manera en la época presente: Hay un remanente escogido por gracia. (Ahora, si es por gracia, es correspondientemente, no basado en obras legalistas; si fuera de otra manera la gracia ya no sería gracia). Concluimos, que Israel no ha obtenido la meta por la cual estaba esforzándose. Los escogidos la han obtenido, pero el resto se han hecho como piedra, igual que lo dice en el Tanaj: YAHWEH les ha dado un espíritu de letargo ojos que no ven oídos que no oyen, hasta el día de hoy.” (Romanos 11:1-8)

[1] Baal: El dios masculino principal de los Fenicios y los Cananeos, significa señor, amo y por último, esposo.

“En ese caso yo digo: ¿No será que han tropezado, con el resultado de alejarse permanentemente? ¡YAHWEH no lo permita! Por el contrario es por medio de su tropiezo que la salvación ha venido a los Gentiles, para provocarlos a celos. Además, si su tropiezo está trayendo riquezas al mundo, esto es, si Israel, siendo puesto en una condición más desfavorable que los Gentiles, les está trayendo riquezas a estos. ¡Cuánto mucho mayores riquezas les traerá Israel, cuando esté en su plenitud! De modo que a aquellos de ustedes que son Gentiles, yo les digo esto: por cuanto yo mismo, que soy emisario a los Gentiles, hago saber la importancia de mi trabajo, con la esperanza que de algún modo ¡pueda provocar a algunos de mi propio pueblo a celos y salvar a algunos de ellos! Porque si poniendo a Yahshua a un lado significa reconciliación con el mundo, ¿qué significaría el hecho de aceptarlo? ¡Será vida de entre los muertos!” (Romanos 11:11-15)

“Ahora bien, si la jallah ofrecida como primicias es Kadosh, así también lo es toda la masa. Y si la raíz es Kadosh, así también todo el cuerpo. Pero si algunas de las ramas han sido desgajadas, y tú, siendo olivo silvestre, fuiste injertado entre ellas, y estás compartiendo de la rica raíz del árbol de olivo, entonces ¡no te jactes y te creas mejor que las ramas originales! De tal modo que si tú te jactas, acuérdate que no eres tú el que soporta a la raíz, sino la raíz te está soportando a ti. Así que, tú dirás: Ramas fueron desgajadas, para que yo pudiera ser injertado. Verdad, ¿pero que? Ellas fueron desgajadas por su falta de confianza. De modo que tú guardas tu lugar por tu confianza. ¡Así que, no seas arrogante, por el contrario, se temeroso! ¡Porque si YAHWEH no le perdonó la vida a las ramas naturales, tampoco a ti te la perdonará! Así que, fíjate bien en la bondad y la severidad de YAHWEH: por un lado, severidad para los que cayeron; pero por otro lado, la bondad de YAHWEH hacia ti, ¡con tal que te mantengas en esa bondad! ¡De otra manera, tú también serás cortado! Y aún ellos, si no persisten en su falta de confianza, serán injertados de nuevo; porque YAHWEH tiene poder para injertarlos de nuevo. Porque si tú fuiste cortado del que por naturaleza es un árbol de olivo silvestre, e injertado contrario a la naturaleza en un árbol de olivo cultivado, ¡cuánto más, mucho más serán las ramas de olivo naturales reinjertadas en su propio árbol de olivo!” (Romanos 11: 16-24)

“Pues, hermanos, quiero que ustedes entiendan esta verdad que YAHWEH había antes ocultado, y ahora la ha revelado, para que no se imaginen que saben más de lo que en verdad saben. Es el endurecimiento, que a tal grado ha caído sobre Israel hasta que el mundo Gentil haya entrado en la totalidad; y así será que de esta manera, todo Israel será salvo. Como dice en el Tanaj: De Tziyon vendrá el redentor; El apartará la impiedad de Yaakov y éste será mi pacto con ellos,... cuando Yo los vuelva de sus pecados. Con respecto a las Buenas Noticias ellos son enemigos por causa de ustedes. Pero con respecto a ser escogidos, ellos son amados por causa de los Patriarcas. Pues los dones gratuitos de YAHWEH y su llamado son irrevocables. Así como ustedes mismos antes eran desobedientes a YAHWEH, pero ahora han recibido misericordia por la desobediencia de Israel. Así también Israel ahora ha sido desobediente, para que ustedes mostrando la misericordia que El ha mostrado a ustedes, ellos también reciban la misericordia de YAHWEH. Pues YAHWEH ha encerrado a toda la humanidad en desobediencia, con el fin de tener misericordia de todos. ¡Oh, profundidad de las riquezas, la sabiduría y el conocimiento de YAHWEH! ¡Cuán inescrutables son sus juicios! ¡Cuán insondables son sus caminos! Porque, ¿Quién ha conocido el pensamiento de YAHWEH? ¿Quién ha sido su consejero? O, ¿Quién le ha dado algo a El y ha obligado que El lo pague? Porque de El y por medio de El y para El son todas las cosas. ¡A El sea la gloria por siempre! Amén. (Romanos 11: 25-36)

A través de ellos conocemos nosotros La Toráh: Las Instrucciones de Yahweh Elohim, Su Ley, Su Moral, Su Guía, Sus Pensamientos, Sus Mandamientos.

Aquí está la conclusión final; ahora que has oído todo: teme a Elohim y guarda sus mitzvot (mandamientos); esto es el todo del ser humano. Porque Elohim traerá a juicio todo lo que hagamos, incluyendo todo secreto, sea bueno o malo.” (Kohelet/Eclesiastés 12:13,14)

“Porque el Ben Ha Adam (el Hijo de Adam) vino a buscar y salvar lo que estaba perdido.” (Lucas 19:10)

“El vino a su propia tierra natal, y su propio pueblo no le recibió.” (Yojanán/Juan 1:11)
Ciertamente lo pagaron con Juicio… ¿qué hemos hecho? ¿qué hacemos? Yahweh ama a Israel más que a todas las naciones. Yahweh nos manda Orar por Israel, es una de las mayores Bendiciones que tenemos por gratitud.

“Yo bendeciré a aquellos que te bendigan, pero maldeciré a cualquiera que te maldiga; y por ti todas las familias de la tierra serán bendecidas.” (Bereshit/Génesis 12:3)

“Oren por Shalom [2] en Yerushalayim; los que te aman sean prosperados.” (Tehillim/Salmos 122:6)

[2] Shalom: paz, tranquilidad, seguridad, bienestar, salud, contentamiento, consuelo, entereza, integridad y prosperidad.

¿Acaso no los provoca Yahweh a “celos”? reconozcamos nosotros los injertados reconocimiento ante Yahweh por ellos en lo íntimo, en la casa de Yahweh llamada corazón donde Él presta Su oído, no mira nuestros labios, escucha lo que brota y sale por nuestra boca cuando el corazón le brama a Él. Sólo nos salva la Sangre derramada que Él vertió en la estaca de ejecución por ti y por mí. Reconócelo en todo, dile así:

“YO TE PIDO PERDON POR TODO LO QUE CONTRA EL CIELO Y CONTRA TI HE HECHO DE PENSAMIENTO, PALABRA Y OBRA. ENTRA DENTRO DE MI CORAZON, LIMPIAME CON TU SANGRE PRECIOSA QUE VERTISTE EN LA ESTACA DE EJECUCIÓN POR MI ¡OH YAHSHUA! SALVAME, ESCRIBE MI NOMBRE EN EL LIBRO DE LA VIDA Y QUE EL ESPIRITU DE YAHWEH VENGA A MI VIDA Y ME LLEVE AL CONOCIMIENTO DE TI, YAHSHUA. SALVA MI ALMA. ¡QUE YAHWEH BENDIGA A ISRAEL! EN TU NOMBRE YAHSHUA, AMEN, AMEN Y AMEN.”

“¡Miren! ¡El viene con las nubes! Todo ojo le verá, incluyendo aquellos que le traspasaron; y todas las tribus de La Tierra estarán de luto. ¡Sí! ¡Amen! Yo soy el Alef y la Tav (el Principio y el Fin), dice YAHWEH, Elohim de los ejércitos del cielo, El que es, que fue y que está viniendo.” (Revelación/Apocalipsis 1:7,8)

Hasta aquel día que el Poder esté con la Justicia y la Justicia con el Poder.


E. D. Bruñó Ibáñez
D. L. Z-3095-07

.

sábado, 29 de diciembre de 2012

Abolir

.



¿¿¿ABOLIR???...

¿Que vino a abolir Yahshua a esta tierra?

¡La Toráh, no, ya que El es la Toráh viviente!

Vino a abolir la dureza de nuestros corazones y a darnos a conocer lo que ellos escondieron por la dureza de sus corazones orgullosos y de su altivez de espíritu.

Nada abolió, pero sí nos dio luz a su preciosa Toráh, a todas las instrucciones que son para nuestro bien y nuestra bendición. Israel estaba bajo dominio del César cuando vino
Yahshua a esta tierra a través de Myriam su madre natural en la zera de Yahweh:

“La Palabra se hizo carne y habitó entre nosotros, y nosotros vimos su Shejinah, La Shejinah del único hijo del Padre, lleno de inmerecida misericordia y verdad.” (Yojanán/Juan 1:14)

“Esta es la forma que el nacimiento de Yahshua se llevó a cabo. Cuando su madre
Miryam estaba comprometida con Yosef, antes de que ellos se casaran, se halló que estaba embarazada por obra del Ruaj HaKodesh. su futuro esposo, Yosef, era un hombre justo; así que hizo planes para romper el compromiso secretamente, antes de ponerla en deshonra pública. Pero mientras él pensaba esto, un malaj de YAHWEH se le apareció en un sueño, y dijo: Yosef, hijo de David, no tengas temor de llevarte a Miryam a tu casa como tu esposa; porque lo que ha sido concebido en ella, del Ruaj HaKodesh es. Ella dará a luz un hijo, y tú le llamarás Yahshua, [que quiere decir 'YAHWEH salva'] porque El salvará a su pueblo de sus pecados. Todo esto aconteció para que se cumpliera lo que YAHWEH había dicho por medio del profeta: La virgen concebirá y dará a luz un hijo, y ellos le llamaran Immanu'El. [Is 7:14] (El Nombre significa: "Elohim con nosotros"). Cuando Yosef despertó, hizo lo que el Malaj de YAHWEH le había dicho; llevó a Miryam a su hogar para que fuera su esposa, pero no tuvo relaciones sexuales con ella hasta que dio a luz a su hijo, y le llamó Yahshua.” (Mattityah/Mateo 1:18-25)

“Después que Yahshua nació en Beit-Lejem en la tierra de Yahudáh durante el tiempo que Herodes era rey, unos Sabios vinieron desde el este a Yerushalayim, y preguntaron:
¿Dónde está el recién nacido, Rey de los Judíos? Pues vimos su estrella en el este y vinimos a adorarlo. Cuando el rey Herodes oyó esto, se puso muy agitado, al igual que todos en Yerushalayim. Llamó a todos los principales kohanim y a los maestros de la Toráh del pueblo, y les preguntó: ¿Dónde nacerá el Mashíaj? Ellos respondieron: En Beit-Lejem de Yahudáh, porque el profeta escribió: Y tú, Beit-Lejem, en la tierra de Yahudáh, de ningún modo eres la menor entre los príncipes de Yahudáh pues de ti saldrá un Regidor que pastoreará a Mi pueblo Yisra'el. [Mi 5:2] Herodes mandó a llamar a los Sabios para que se reunieran con él en privado, y les preguntó exactamente cuándo fue que apareció la estrella. Después los envió a Beit-Lejem con estas instrucciones: Busquen cuidadosamente al niño; y cuando le hallen, me lo hacen saber, para yo también ir a adorarle. Después que ellos escucharon al rey, se fueron; y la estrella que habían visto en el este iba delante de ellos, hasta que llegó y se detuvo encima del lugar donde estaba el niño. Cuando vieron la estrella, se regocijaron en gran manera. Al entrar en la casa vieron al niño con su madre Miryam, y postrándose le adoraron. Luego abrieron sus bolsas, y le ofrecieron regalos de oro, incienso y mirra. Pero habían sido avisados en un sueño de no regresar a Herodes, por lo cual tomaron otra ruta de regreso a su tierra.” (Mattityah/Mateo 2:1-12)

Fue perseguido desde su nacimiento y cuando le llegó su momento, mandó a José y a Myriam regresar a Israel, a su tierra natal, porque ya no corría peligro Yahshua:

“Después que ellos se fueron, un malaj de YAHWEH se le apareció en un sueño a Yosef y le dijo: Levántate, toma al niño y a su madre, y huye a Mitzrayim, quédate allí hasta que yo te diga que regreses, porque Herodes buscará al niño para matarlo. Así, pues, se levantó durante la noche, tomó al niño y a su madre, y se los llevó a Mitzrayim, donde permaneció hasta la muerte de Herodes. Esto sucedió, para que se cumpliese lo que había dicho por medio del profeta: De Mitzrayim llamé a mi hijo. [Os 11:1] Mientras tanto, cuando Herodes se dio cuenta de que había sido burlado por los Sabios, se enfureció, y dio órdenes de matar a todos los niños de dos años o menos que había en Beit-Lejem y en todos sus alrededores, calculando desde el tiempo que los Sabios le habían dicho. De esta manera fueron cumplidas las palabras dichas por medio del profeta Yirmeyah: Se oyó una voz en Ramah, llanto y gran lamento. Era Rajel que lloraba a sus hijos y rehusaba ser consolada, porque ya no estaban vivos. [Je 31:15-17] Después de la muerte de Herodes, un malaj de YAHWEH se apareció en un sueño a Yosef en Mitzrayim, y dijo: Levántate, toma al niño y a su madre, y vete a Eretz-Yisra'el, porque aquellos que querían matar al niño están muertos. Entonces se levantó, tomó al niño y a su madre, y regresó a Eretz-Yisra'el. Sin embargo, al oír que Arquelao había sucedido a su padre Herodes como rey de Yahudáh, tuvo temor de ir allá; mas, avisado en un sueño, se retiró a Galil, y fue a morar en un pueblo llamado Netzaret, para que se pudiera cumplir lo dicho por los profetas, que habría de ser llamado Netzri.” (Mattityah/Mateo 2:13-23)

¿De quién son los tiempos? ¿Del hombre? ¿que decide y hace sus planes sin tener la certeza de que va a tener un mañana? ¡Oh qué confiado está! ¡Cuántas cosas dejaron sin terminar, cuántos viajes sin hacer, cuántas herencias dejaron a los impíos que malgastaron todos sus sacrificios! ¡Que de nada les sirvió caer en semejante esclavitud! En hacer tesoros en esta tierra, sin mirar que su alma es inmortal, y será pesada en la balanza del que todo lo ve y lo escudriña y que su tesón y ansiedad los llevó al mas allá sin conocimiento. De cuando en su día Yahweh los llamó:

“Porque YAHWEH amó tanto al mundo, que dio a su único e incomparable Hijo, para que todos los que en El confíen puedan tener vida eterna, en lugar de ser completamente destruidos. Porque YAHWEH no envió a su Hijo al mundo para juzgarlo, sino que por medio de El, el mundo pudiera salvarse. Aquellos que confían en El, no son juzgados; pero los que no confían en El, ya han sido juzgados, por el hecho que ellos no han confiado en el Nombre del único e incomparable Hijo de YAHWEH. Ahora, éste es el juicio: la luz ha entrado en el mundo, pero la gente amó las tinieblas más que a la luz. ¿Por qué? Porque sus obras eran perversas. Porque todos los que hacen cosas malvadas, odian la luz y la evitan, para que sus obras no sean expuestas. Pero todo el que hace lo que es verdadero viene a la luz, para que todos vean que sus obras son realizadas por Elohim.” (Yojanán/Juan 3:16-21)

Somos nosotros que abolimos la Toráh, no Yahshua, cuando El vino fue obediente en todo escudriñando toda la Toráh y dejando a los maestros de la Toráh atónitos del crecimiento interno y externo que tenía ese niño:

“No piensen que he venido a abolir la Toráh o los Profetas. He venido, no a abolir, sino a completar. ¡Sí, en verdad! Les digo que hasta que pasen el cielo y la tierra, ni una iod, ni una tilde pasarán de la Toráh; no hasta que lo que tenga que suceder, suceda. De manera que cualquiera que desobedezca el menor de estos mitzvot (mandamientos), y enseñe así a otros, será llamado el menor en el Reino de YAHWEH. Pero cualquiera que los obedezca y así enseñe será llamado grande en el Reino de YAHWEH. ¡Porque les digo que si su justicia no es mucho mayor que la de los maestros de la Toráh y los Perushim, de ningún modo entrarán en el Reino de YAHWEH!” (Mattityah/Mateo 5:17-20)

“Todos los años los padres de Yahshua subían a Yerushalayim para la Festividad de
Pésaj. Cuando él tenía doce años, subieron a la Festividad como requería la Toráh. Pero después que la Festividad había terminado, sus padres regresaron y Yahshua se había quedado en Yerushalayim. Ellos no se percataron de esto; suponían que iba en algún lugar de la caravana; hicieron un día completo de camino antes de empezar a buscarle entre los parientes y amigos. Sin poder encontrarlo, regresaron a Yerushalayim para buscarlo. Al cabo de tres días lo encontraron en los patios del Templo entre los maestros de Toráh, no sólo escuchando, sino también cuestionando lo que ellos decían; y todo el que le oía se asombraba de su discernimiento y de sus respuestas. Cuando sus padres le vieron, se quedaron atónitos; y su madre le dijo: ¡Hijo! ¿Por qué nos has hecho esto? ¡Tu padre y yo hemos estado terriblemente preocupados buscándote! El les dijo: ¿Por qué me buscaban? ¿No sabían que debo de ocuparme de las cosas de mi ABBA? Pero ellos no comprendieron lo que les dijo. De modo que fue con ellos, y fueron a Netzaret, y era obediente con ellos. Pero su madre guardaba todas estas cosas en su corazón. Y Yahshua creció tanto en sabiduría como en estatura, recibiendo favor ante los demás y YAHWEH.” (Lucas 2:41-52)

De dónde le vino tanta sabiduría se decían todos, y con qué autoridad predicaba, y sus hechos eran sorprendentes para todos porque hacía falta el poder de Yahweh para poder hacer las obras que hacía delante de todos:

“Y fue al área del Templo y, mientras enseñaba, los principales kohanim y los ancianos se le acercaron, y demandaron: ¿Qué semijah tienes tú que te autoriza a hacer estas cosas? ¿Y quién te dio esta semijah? Yahshua respondió: Yo también les haré una pregunta, si la responden, entonces Yo les diré por cual semijah hago estas cosas. La inmersión de Yojanán; ¿de dónde vino? ¿De YAHWEH, o de los hombres? Ellos discutieron unos con otros, y se dijeron: Si decimos, 'de Elohim,' El dirá: 'Entonces, ¿por qué no le creyeron?' Pero si decimos: 'De los hombres,' tenemos temor de la gente, pues ellos le tenían como profeta. Así que le respondieron a Yahshua: No lo sabemos. Y El respondió: Entonces no les diré por cual semijah Yo hago estas cosas. Pero denme su opinión: Un hombre tenía dos hijos. El fue al primero, y le dijo: Hijo, ve y trabaja hoy en la viña. El hijo respondió: No quiero; pero después, cambió de parecer, y fue. El campesino fue al otro hijo, y le dijo lo mismo. Este respondió: Yo iré, señor; pero no fue. ¿Cuál de los dos hizo lo que su padre quería? El primero, ellos dijeron. ¡Es correcto! Yahshua les dijo: ¡Yo les digo que los cobradores de impuestos y las prostitutas entrarán en el Reino de YAHWEH antes que ustedes! Pues Yojanán vino a ustedes a mostrarles el sendero de la justificación, y ustedes no confiaron en él. Los cobradores de impuestos y las prostitutas confiaron en él; pero ustedes, aunque vieron esto, después no se arrepintieron y confiaron en él. Ahora, oigan otra parábola. Había un campesino que plantó una viña. Le puso un muro alrededor, preparó un lagar donde hacer el vino, y construyó una torre; luego se la alquiló a unos labradores, y se fue. Cuando llegó el tiempo de la cosecha, envió a unos sirvientes a recoger la parte de la siembra que le correspondía. Pero los labradores agarraron a los sirvientes; a unos les pegaron, a otros mataron y a otros apedrearon. Así que envió otros sirvientes, más que el primer grupo, a ellos les hicieron lo mismo. Finalmente les envió a su hijo, diciendo: A mi hijo sí respetarán. Pero cuando los labradores vieron al hijo, se dijeron uno al otro: Este es el heredero. ¡Vengan, matémosle, y cojamos la herencia! Así que lo atraparon, lo echaron de la viña y lo mataron. Ahora, cuando el dueño de la viña venga, ¿qué hará con esos labradores? Ellos respondieron: Destruirá a esos malvados y arrendará la viña a otros labradores, que le den su parte de la cosecha cuando le corresponda. Yahshua les dijo: ¿Nunca han leído en el Tanaj: ¡La misma piedra que los constructores rechazaron, ha venido a ser piedra angular! Esto ha venido de YAHWEH, y a nuestros ojos es asombroso? [Sal 118:22-23] ¡Por eso les digo que a ustedes, se les quitará el Reino de YAHWEH, y se le dará a una tribu que producirá frutos! ¡Cualquiera que caiga sobre esta piedra será quebrado en pedazos; pero si cae sobre él, será triturado, hecho polvo! Mientras los principales kohanim y los Perushim escuchaban sus historias, vieron que hablaba de ellos. Pero cuando se dispusieron a arrestarlo, sintieron miedo de la multitud; pues la multitud le consideraba un profeta.” (Mattityah/Mateo 21:23-46)

Se llenaron todos de ira, porque cuando hablaba los desnudaba a todos, porque habían llegado a un legalismo económico y político amparándose en el poder de Roma, que les concedían poder legislarse por ellos mismos., habiendo abandonado la Toráh de Yahweh mezclándola con doctrinas de hombres asumiéndolas con su poder, cercando así al pueblo, sometiéndolo a sujeción de hombres, cargándolos de pesadas cargas sobre ellos:

“Entonces Yahshua se dirigió a la gente y a sus talmidim. Les dijo: Los maestros de la Toráh y los Perushim se sientan en la silla de Moshe. Así que cualquier cosa que le digan que [Moshe] dijo, tengan cuidado de hacerla. ¡Pero no guarden sus ordenanzas ni hagan lo que ellos hacen, porque ellos hablan, pero no actúan! Ellos atan cargas tan pesadas a los hombros de la gente, pero no alzan un dedo para ayudar a cargarlas. Todo lo que hacen, lo hacen para ser vistos por otros; pues ellos hacen sus tefilin anchos y sus tzitziyot largos, les fascinan los lugares de honor en los banquetes y los mejores sitios en las sinagogas, y aman ser saludados con deferencia en las plazas de mercado y ser llamados 'Rabí.' Pero ustedes no deben permitir que la gente los llame 'Rabí'; porque ustedes tienen un Rabí, y todos son hermanos entre sí. Y no llamen a nadie en la tierra 'Padre,' porque ustedes tienen un Padre, y El está en el cielo. Ni deben dejar que los llamen 'guías,' porque ustedes tienen un Guía, ¡y es el Mashíaj! El mayor de ustedes tiene que ser su siervo, pues cualquiera que a sí mismo se promueva será humillado, y cualquiera que se humille será promovido. ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! Porque están cerrando las puertas del Reino de YAHWEH en la cara de la gente, ni entrando ustedes, ni dejando que los que desean entrar, lo hagan.” (Mattityah/Mateo 23:1-13)

Pero cuando El vino no lo conocieron:

“¿Quién ha creído en nuestro reporte? ¿A quién le es revelado el Brazo de YAHWEH [Yahshua]? Porque ante El, El creció como un retoño, como raíz de tierra seca. El, como raíz en tierra sedienta, no tiene forma, ni es buen mozo; nosotros lo vimos, y no tenía forma ni belleza. Pero su forma era innoble, e inferior a la de los hijos de hombre, un hombre de sufrimiento, con conocimiento de tener enfermedades. Como alguno de quien la gente vuelve el rostro, fue despreciado, nosotros no lo estimamos. De hecho, El cargó con nuestras enfermedades, nuestros dolores, los cuales El sufrió. Sin embargo, lo tuvimos por castigado, golpeado y afligido por YAHWEH Elohim. Pero El fue herido por causa de nuestros pecados, machacado por nuestras iniquidades; el castigo de nuestro Shalom cayó sobre El y por sus llagas hemos sido sanados. Todos nosotros, como ovejas, nos descarriamos; cada cual se volvió por su propio camino; sin embargo, YAHWEH cargó sobre El la culpa de todos nuestros pecados. A pesar de ser maltratado, fue sumiso – El no abrió su boca. Como un cordero llevado al matadero, como oveja que ante sus trasquiladores está muda, El no abrió su boca. Después de arresto forzado y sentenciado, fue llevado fuera. ¿Quién lo declarará a su generación? El que El fuera cortado de la tierra de los vivientes, por las transgresiones de mi pueblo fue llevado a muerte. Le fue dado un sepulcro entre los perversos; en su muerte El estaba con un hombre rico. Aunque El no había hecho violencia ni engaño fue encontrado en su boca. No obstante, le complació a YAHWEH quebrantarlo con enfermedades para ver si se presentaba a sí como ofrenda de culpa. Si lo hace, verá su zera; y prolongará sus días; y a su mano el deseo de YAHWEH será cumplido. Después de esta prueba penosa, El verá luz después de la muerte. Porque El conoció dolor y sacrificio; mi siervo justo justifica a muchos; es por los pecados de ellos que El sufre. Por lo tanto le asignaré parte con los transgresores, El dividirá el botín con los poderosos, por haberse expuesto a la muerte y por ser contado entre los pecadores, mientras realmente cargando los pecados de muchos e intercediendo por los transgresores.” (Yeshayah/Isaías 53)

... qué lejos andaban de la verdad revelada, qué lejos estaba el Ruaj HaKodesh  de todos ellos por haber añadido y quitado de la Toráh una tilde:

“Yo advierto a todos los que oyen las palabras de la profecía en este libro, que si alguno le añade, YAHWEH le añadirá las plagas escritas en este libro. Y si alguno le quita algo a las palabras del libro de esta profecía, YAHWEH quitará su parte del Árbol de la Vida, y de la ciudad Kadosh, como es descrita en este libro.” (Gilyahna/Revelación 22:18,19)

Fue a través de sus rebeliones que hubo en todo Israel desde que partieron Yahoshúa el hijo de Nun (Josué) y Kalev el hijo de Yefuneh (Caleb), pero nunca faltó en Israel profetas que El enviaba en el poder del Ruaj HaKodesh para que se arrepintieran, también tuvieron jueces, profetisas, nunca les faltaron los avisos a ninguno de ellos, pero se ensoberbecieron, endurecieron sus corazones de tal manera que tuvo que enviar a Su Hijo, que brillaba en la oscuridad de sus corazones, y no sólo hablándoles sino haciendo y demostrando el poder de Yahweh que estaba con El mismo, Yahshua, Su enviado por excelencia. Pero cuando oyeron a través de su boca cómo proclamaba El Nombre de su padre YAHWEH, todo Israel de entonces, que ya era una minoría, se llenaron de ira contra EL deseándole la misma muerte ya que ellos habían eliminado Su Nombre, cuando las hordas de otros ejércitos se apoderaron de Yerushalayim y saquearon su primer Templo.

Sólo tenían ellos Su Verdadero Nombre, escondido, para no darlo a conocer, así empezaron todas las naciones de la tierra a clamar a elohim paganos sin poder, sin fuerza, simbolizando a demonios que todos adoraron como sus elohim sagrados.

Entonces acordaron matarlo sin remisión alguna, sentenciándolo a muerte:

“Entonces Pilato ordenó azotar a Yahshua. Los soldados torcieron ramas de espinas, e hicieron una corona y se la pusieron en su cabeza, pusieron un manto púrpura sobre
El, y se burlaban, diciéndole una y otra vez: ¡Saludos al rey de los Judíos! y le golpeaban en el rostro. Pilato salió otra vez, y dijo a la multitud: Miren, lo traigo afuera, para hacerlos entender que no encuentro delito en El. Así, pues, Yahshua salió con la corona de espinas en la cabeza y el manto púrpura. Pilato les dijo: ¡Miren a este hombre! Cuando los principales kohanim y los guardias del Templo lo vieron, gritaron: ¡Pónganlo a morir en la estaca! ¡Pónganlo a morir en la estaca! Pilato les dijo: Ustedes mismos sáquenlo, y pónganlo a morir en la estaca; porque yo no encuentro delito en El. Los Yahudim respondieron: Nosotros tenemos una ley; y de acuerdo con la ley, El tiene que morir, porque se hizo a sí mismo Hijo de Elohim. Oyendo esto, Pilato se puso aún más asustado. El entró de nuevo en el edificio de mando, y preguntó a Yahshua: ¿De dónde eres Tú? Pero Yahshua no le respondió. De modo que Pilato le dijo: ¿Rehúsas hablarme? ¿No entiendes que está en mi poder ponerte en libertad o ejecutarte en la estaca? Yahshua respondió: Tú no tuvieras ningún poder sobre mí, si no se te hubiera dado de lo alto; por esto, el que a ti me ha entregado, tiene mayor pecado. Al oír esto, Pilato trató de encontrar una manera para ponerlo en libertad; pero los Yahudim gritaron: ¡Si le das la libertad a este hombre, no eres amigo del Emperador! ¡Todo el que reclama ser un rey, se opone al emperador! Cuando Pilato oyó lo que ellos estaban diciendo, sacó a Yahshua afuera y se sentó en la silla del juez en el lugar llamado El Enlosado (en arameo, Gabta). Era como el mediodía en el Día de Preparación del Pésaj. Le dijo a los Yahudim: ¡Aquí está su rey! Ellos gritaron: ¡Sáquenlo de allí! ¡Sáquenlo de allí! ¡Pónganlo a morir en la estaca! Pilato les dijo: ¿Quieren que ejecute a su rey en la estaca? Los principales kohanim respondieron: No tenemos rey, sino el Emperador. Entonces Pilato entregó a Yahshua a ellos para ser puesto a morir en la estaca. Agarraron a Yahshua y se encargaron de El. Llevando la estaca El mismo salió al lugar llamado Calavera (en arameo, Gúlgota). Allí le clavaron a la estaca junto con otros dos, uno a cada lado, y Yahshua en el medio. Pilato también ordenó que hicieran un letrero que clavaron a la estaca, que decía:
                           
                                              YAHSHUA DE NETZARET
                                                EL REY DE LOS JUDÍOS

Muchos de los Yahudim leyeron este letrero, porque el lugar donde Yahshua fue puesto en la estaca estaba cerca de la ciudad; y el letrero estaba escrito en hebreo, en latín y en griego. Los principales kohanim de los Yahudim dijeron a Pilato: No escribas: 'El Rey de los Judíos,' sino que El dijo: "Yo soy el Rey de los Judíos." Pilato respondió: Lo que he escrito, he escrito. Cuando los soldados habían clavado a Yahshua, cogieron sus ropas y las dividieron en cuatro partes, una parte para cada soldado, y la túnica fue dejada intacta. Ahora, la túnica no tenía costura, sino que era tejida en una pieza de arriba abajo; así que se dijeron el uno al otro: No debemos rasgarla en pedazos, echemos suertes por ella. Esto sucedió para cumplir las palabras del Tanaj: Ellos se dividieron mis ropas y echaron suertes sobre mi túnica. [Sal 22:18] Por esto los soldados hicieron estas cosas.” (Yojanán/Juan 19:1-24)

Atribuyéndole la culpabilidad de blasfemia., considerando que nadie aquí en esta tierra tenía labios limpios para poder pronunciar El Nombre del único Elohim verdadero YAHWEH tan solamente ellos en lo secreto:

“El kohen hagadol se puso de pie, y dijo: ¿No tienes nada que decir en cuanto a las acusaciones que estos hombres hacen? Yahshua permaneció en silencio. El kohen hagadol le dijo: ¡Te pongo bajo juramento! Por el Elohim viviente, ¿dinos si tú eres el Mashíaj, el Hijo de Elohim? Yahshua le dijo: Las palabras son las tuyas. Pero Yo te digo, que un día verás al Ben Ha Adam sentado a la mano derecha de YAHWEH, y viniendo sobre las nubes del cielo. [Da 7:13; Sal 110:1-5] Debido a esto, el kohen hagadol se rasgó sus vestiduras, y dijo: "¡Blasfemia!" "¿Por qué todavía necesitamos testigos? ¡Ustedes le oyeron blasfemar! ¿Cuál es el veredicto?" "Culpable," ellos respondieron. "¡El merece la muerte!" Entonces le escupieron en el rostro, y le golpearon con sus puños; y todos los que le golpeaban decían: Ahora, tú 'Mashíaj,' 'profetiza:' ¿quién te pegó esa vez?” (Mattityah/Mateo 26:62-68)

De todas las familias de la tierra, escogió YAHWEH a Israel, a los que conoció muy íntimamente...

YAHWEH Elohim no hace nada sin revelar instrucciones a sus siervos los profetas.” (Amós 3:7)

Ellos oscurecieron a toda la tierra del único Elohim verdadero YAHWEH. Por eso envió a Su Hijo unigénito Yahshua para dar a conocer Su Nombre.

Llegó su fanatismo hasta tal punto que lo ejecutaron a través de Roma atribuyéndole que El se hacía llamar rey de los judíos:

“Muchos de los Yahudim leyeron este letrero, porque el lugar donde Yahshua fue puesto en la estaca estaba cerca de la ciudad; y el letrero estaba escrito en hebreo, en latín y en griego. Los principales kohanim de los Yahudim dijeron a Pilato: No escribas: 'El Rey de los Judíos,' sino que El dijo: "Yo soy el Rey de los Judíos." Pilato respondió: Lo que he escrito, he escrito.” (Yojanán/Juan 19:20-22)

Pero al tercer día resucitó, y muchas tumbas se abrieron y resucitaron y ellos mismos los vieron  y muchos fueron los que creyeron en El y certificaron éste a la verdad es el Hijo de Yahweh:

“Pero Yahshua, gritando fuertemente otra vez, entregó su ruaj. En este momento, el parojet en el Templo fue rasgado en dos, de arriba abajo; y hubo un terremoto, y las rocas se partieron. También se abrieron los sepulcros, y los cuerpos de mucha gente que habían muerto fueron levantados a vida; y después que Yahshua resucitó, salieron de los sepulcros y fueron a la ciudad Kadosh donde mucha gente los vieron. Cuando el oficial Romano y aquellos que con él estaban vigilando a Yahshua sintieron el terremoto, y vieron lo que estaba pasando, se pusieron atemorizados, y dijeron: El, en verdad, era el Hijo de YAHWEH.” (Mattityah/Mateo 27:50-54)

Cuando descendió el Ruaj HaKodesh sobre sus discípulos y los que creyeron, las multitudes empezaron a invocar Su Nombre, y tuvieron que ser dispersados para dar las Buenas Noticias a toda la diáspora desparramada que había en toda la tierra que fueron desterrados  y sometidos a otros gobiernos en todas sus guerras perdidas, por haber abandonado la Toráh dada a Moshe (Moisés).

¿Qué abolió Yahshua de su Toráh? ¡nada!, al contrario, dio luz y conocimiento a Su palabra dada descubriéndoles la desnudez de sus corazones, declarándoles con la Palabra Escrita sus crímenes morales y religiosos incluida la soberbia que los cegó a un fanatismo de poder y autoridad dada por ellos mismos y escudándose en ella, para poder ejercer su derecho:

“Entonces Yahshua se dirigió a la gente y a sus talmidim. Les dijo: Los maestros de la Toráh y los Perushim se sientan en la silla de Moshe. Así que cualquier cosa que le digan que [Moshe] dijo, tengan cuidado de hacerla. ¡Pero no guarden sus ordenanzas ni hagan lo que ellos hacen, porque ellos hablan, pero no actúan! Ellos atan cargas tan pesadas a los hombros de la gente, pero no alzan un dedo para ayudar a cargarlas. Todo lo que hacen, lo hacen para ser vistos por otros; pues ellos hacen sus tefilin anchos y sus tzitziyot largos, les fascinan los lugares de honor en los banquetes y los mejores sitios en las sinagogas, y aman ser saludados con deferencia en las plazas de mercado y ser llamados 'Rabí.' Pero ustedes no deben permitir que la gente los llame 'Rabí'; porque ustedes tienen un Rabí, y todos son hermanos entre sí. Y no llamen a nadie en la tierra 'Padre,' porque ustedes tienen un Padre, y El está en el cielo. Ni deben dejar que los llamen 'guías,' porque ustedes tienen un Guía, ¡y es el Mashíaj! El mayor de ustedes tiene que ser su siervo, pues cualquiera que a sí mismo se promueva será humillado, y cualquiera que se humille será promovido. ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! Porque están cerrando las puertas del Reino de YAHWEH en la cara de la gente, ni entrando ustedes, ni dejando que los que desean entrar, lo hagan. ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! Pues se tragan las casas de las viudas mientras hacen unas oraciones enormes. ¡Por esto su castigo será mucho peor! ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! ¡Que recorren tierra y mar para ganar un prosélito; y cuando lo han logrado, le hacen dos veces más merecedor del Guei-Hinnom que ustedes! ¡Ay de ustedes, guías ciegos! Ustedes dicen: Si alguien jura por el Templo, no está sujeto a su juramento; pero si jura por el oro del Templo, está sujeto. ¡Ciegos necios! ¿Qué es más importante, el oro o el Templo que hace que el oro sea Kadosh? Y dicen: Si alguno jura por el altar, no está sujeto; pero si jura por la ofrenda en el altar, está sujeto. ¡Hombres ciegos! ¿Qué es más importante, el sacrificio, o el altar que hace al sacrificio Kadosh? Así que cuando alguien jura por el altar, jura por el altar y todo lo que hay sobre él. Y si alguien que jura por el Templo, jura por él, y por El HaKadosh que vive en él. Y alguien que jure por el cielo, jura por el trono de YAHWEH y el HaKadosh que se sienta en él. ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! Ustedes pagan los diezmos de la menta, del eneldo y del comino; pero tienen total negligencia de los asuntos más importantes de la Toráh: justicia, misericordia y confianza. ¡Estas son cosas que debieron de haber atendido; sin tener negligencia de las otras! ¡Guías ciegos! ¡Cuelan el mosquito, mientras se tragan el camello! ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! Ustedes limpian lo de afuera de la taza y del plato, pero por dentro están llenos de robo y sibaritismo. ¡Perushim ciegos! Primero limpien lo de adentro de la taza para que lo de afuera esté limpio también. ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! Ustedes son como sepulcros blanqueados, que lucen bien por fuera, pero por dentro están llenos de huesos de muertos y toda clase de podredumbre. Igualmente por fuera tienen apariencia para la gente de justos y piadosos, pero interiormente están llenos de hipocresía y muy lejos de la Toráh. ¡Ay de ustedes, maestros de la Toráh y Perushim, hipócritas! Ustedes construyen tumbas para los profetas y decoran los sepulcros de los tzaddikim, y después dicen: 'Si hubiéramos vivido en los tiempos de nuestros padres, no habríamos tomado parte en los asesinatos de los profetas.' En esto ustedes testifican en contra de ustedes mismos que son los hijos dignos de aquellos que asesinaron a los profetas. ¡Adelante, terminen lo que sus padres comenzaron! ¡Ustedes son serpientes! ¡Hijos de serpientes! ¿Cómo pueden escapar de ser condenados al Guei-Hinnom? Por lo tanto, les estoy mandando profetas, sabios y maestros de la Toráh; a algunos los matarán, seguramente los ejecutarán en la estaca como a criminales; a algunos los azotarán en sus sinagogas y perseguirán de pueblo en pueblo. Así que sobre ustedes caerá toda la culpa por toda la sangre inocente que jamás haya sido derramada en la tierra, desde la sangre inocente de Jevel (Abel) hasta la sangre de Zejaryah (Zacarías) el hijo de Yehoyada a quien ustedes asesinaron entre el Templo y el altar. ¡Si, en verdad les digo, que todo esto caerá sobre esta generación! ¡Yerushalayim, Yerushalayim! ¡Tú matas a todos los profetas! ¡Tú apedreas a aquellos que te son enviados! ¡Cuántas veces quise juntar a tus hijos, como la gallina junta a sus pollitos debajo de sus alas, pero te negaste! ¡Mira! YAHWEH está abandonando tu casa, dejándola desolada. [Je 22:5] Pues te digo, desde ahora tú no me verás otra vez hasta que digas: BARUJ HABAH BESHEM YAHWEH [Bendito es el que viene en El Nombre de YAHWEH] (Mattityah/Mateo 23)

Pero.... cansado Yahshua de ver tanta perversión, una vez resucitado visitó a Shaúl (Pablo) y también fue perseguido junto a los que creyeron hasta hoy...

“Cuando iba por el camino, acercándose a Dammesek, de repente un destello de luz del cielo resplandeció por todo su alrededor. Cayéndose en tierra, oyó una voz que le decía:
¡Shaúl! ¡Shaúl! ¿Por qué me persigues constantemente? El preguntó: Señor, ¿quién eres tú? El Adón le dijo: Yo soy Yahshua, y tú me persigues. Pero levántate y entra en la ciudad, y te será dicho lo que tienes que hacer.” (MaAseh Shlejim/Hechos 9:3-6)

¿De qué abolición me están hablando? El es la Toráh viviente y por ella todos seremos juzgados, cuando los libros se abran...

Gracias doy a mi Elohim Yahweh por habernos dado a Su Hijo unigénito Yahshua, el único que tiene poder de darnos un corazón de carne y quitarnos este corazón de piedra, el único que tiene toda la autoridad en la tierra de los vivientes de darnos vida, en la muerte andante que nos llevamos por delante, cansados de tanta religión, de tanta profesión, de tantas iniquidades y maldeformaciones. ¡Yo te pido oh Yahshua que tengas misericordia de mí, por favor te lo pido, que tengas presente mi ceguera y mi sordera, por favor te lo pido mi Adón Yahshua quita la dureza de mi corazón y dame de tu vida y enséñame a caminar junto a Ti, perdóname, entra dentro de mi corazón Yahshua Ha Mashíaj, sé mi guía espiritual y mi maestro, límpiame de todo crimen moral, límpiame con tu sangre derramada y sálvame, por piedad te lo pido, por Tu inmensa misericordia te lo reclamo, hazme ver y oírte, y que el Ruaj HaKodesh descienda sobre mí, por Yahweh el dador de la vida ayúdame y dame de Tu Shalom hasta mi fin aquí en esta tierra, ampárame en Tu justicia, y sé mi consolador y amigo porque ¿quién como Tú oh Yahshua quién? pon tu Toráh dentro de mi corazón y tu Verdad ilumine con luz indescriptible siguiendo Tus pasos hasta que me lleves donde Tú estas! ¡Shalom! dame de tu Toráh, dame de Ti, Tú eres el que vino a descubrir la única verdad, el único camino y la única vida que en Ti está. Elimina de mi toda antitorah porque Yahshua eres en Yahweh Tu Toráh, Yahshua El Mashíaj. ¡Amén!







.