El Manual de Yahweh - La AUTENTICA Biblia Kadosh Completa de Estudio SIN ADULTERAR

martes, 3 de mayo de 2011

Volver

.


(((ESCUCHA AQUI en audio mp3 EL MENSAJE: Volver)))


BIOGRAFÍA DEL CORAZÓN

¿Cómo no va a saber el hombre de sí mismo?... ¡si reflejado está en su semejante!

Cuando nos ponemos “las gafas oscuras” reflectamos así a nuestro semejante, tal como así lo vemos. No vemos más que “el reflejo escondido de nuestro corazón” y tal como actúan, así reconocemos con integridad “lo que ya reconocemos y que a la vez ocultamos en nuestro escondido corazón, amordazándolo para que no hable” y así culpabilizando al de enfrente, para descargar nuestra ira descarnada al reflejo desnudo en el cual nos vemos desnudos; ocultándonos detrás de nuestra mascarada. No es en vano, el carnaval existe, sólo dura una semana, pero el nuestro toda una vida descarada.

¿Quién conoce al corazón humano?, ¡tan sólo UNO!, del cual nos ocultamos pero ¡ni tan siquiera el sueño nos encubre!, dejándonos al descubierto, ¡desnudos estamos!
¿De qué nos sirve liberarnos en ver nuestro pecado reflejado?... y así nos justificamos en ver manifiesto “lo que no hago” que en lo oculto yo practico manifestando mi ego. ¡Demasiado oscuro para que vean!, pero… ¡demasiado manifiesto veo mis pensamientos que en los demás juzgo!

Mi conciencia me declara la injusticia que veo, la comprendo porque la vivo, porque la siento, porque la veo, porque la conozco, porque la reconozco, porque así la juzgo, porque la analizo y sé por qué desliza.
¿Por qué reconozco el pecado? Porque lo tengo, porque lo mantengo, porque lo reconozco, pero yo no lo afloro, pero sí lo conozco porque “soy” pero no lo manifiesto; pero sí “acuso” lo que yo conozco. Así empezó la ley a aplicarse, porque ¿qué se conocía?, ¿quién la conocía?: “la conciencia que todos heredamos en el primer grito y que luego aprendemos que en silencio se aprende a ocultar lo que los demás declaran a ¡gritos!, todos conllevan la misma culpabilidad”.

Cada vez que tu dedo índice acusa, cuatro “delitos” se esconden por detrás, prueba y verás, como así verás tu verdad descarnada donde no te puedes liberar. Así nos sentimos “jueces” ante los demás, ocultándonos más de los demás. Cuando las cadenas se van a romper y liberar, cuando cuatro generaciones nos tienen prisioneros ya, cuando sabemos que los grilletes nos aprisionan más, ¡mas sólo un grito nos libera!, cuando decimos: ¡Basta ya!

Porque sólo hay UNA LIBERTAD llamada VERDAD, llamada JUSTICIA, llamada HUMANIDAD, basada en un solo capitel llamado OBEDIENCIA, basada en el AMOR de UN SOLO CREADOR: “Porque YAHWEH amó tanto al mundo, que dio a su único e incomparable Hijo, para que todos los que en El confíen puedan tener vida eterna, en lugar de ser completamente destruidos. Porque YAHWEH no envió a su Hijo al mundo para juzgarlo, sino que por medio de El, el mundo pudiera salvarse. Aquellos que confían en El, no son juzgados; pero los que no confían en El, ya han sido juzgados, por el hecho que ellos no han confiado en el único e incomparable Hijo de YAHWEH”. (Yojanán/Juan 3:16-18) o sea, libertad sin cadenas porque Él demostró que venció a la carne, al mundo y al diablo en la pura Obediencia y Amor a Su Padre, al Nuestro, mediante Su Sangre derramada en la estaca de ejecución.

“Yahshua le dijo: "Hoy la salvación ha venido a esta casa, por cuanto este hombre también es un hijo de Avraham. Porque el Ben Ha Adam vino a buscar y salvar lo que estaba perdido.” (Lucas 19:9,10) y ¡ahí! me encontraba yo, ¡perdido!, en lo oculto y ¡aborrecido!, sin encontrar salida a mi liberación. ¿Acaso oía y veía lo que ya era yo? Pero escrito está: “El quiere que toda la humanidad sea salva y venga al pleno conocimiento de la verdad. Pues YAHWEH es Uno; y hay un solo mediador entre YAHWEH y la humanidad, Yahshua Ha Mashíaj, humano el mismo, el cual se dio a sí mismo en rescate por todos, así dando testimonio del propósito de YAHWEH en el tiempo adecuado.” (1ª Timoteo 2:4-6) y “Yahshua Ha Mashíaj es el mismo ayer, hoy y siempre.” (Ivrim/Hebreos 13:8) y a Él voy yo como mi único auxilio, mi salvación; porque mi conciencia me pide y exige liberación, determinación, finalización, renunciación y comunión; pacto, quebranto, iniciación.

¡No hay como comenzar de nuevo!, ¡unido a la Mente de mi Creador!, que como a mí me formó ¡sean mis órganos dispuestos a su argumento, puestos a Su favor!, que reconociendo mi mal, en privado voy a declarar.

¿Cómo voy a privar a mis argumentos declarar?, ¡qué libre quiero estar!

Hubo un hombre que murió por toda la humanidad: Yahshua se llama y hoy a mi vera está. A Él clamo ya que Su Sangre derramó por un mundo perdido, para que la Ira del Todopoderoso descargara sobre Él, “para que todos los que en El confíen puedan tener vida eterna, en lugar de ser completamente destruidos.” a partir de hoy y para siempre.

En esta paz que se inaugura y se establece para siempre abre la puerta de tu corazón para que Él entre, llamándole y diciéndole: “AMADO YAHSHUA, RECONOZCO QUE SOY UN PECADOR. PERDÓNAME POR TODO LO QUE TE HE OFENDIDO DESDE QUE NACÍ HASTA ESTE MISMO INSTANTE. ENTRA EN MI CORAZÓN, LÁVAME Y CÚBREME CON TU SANGRE PRECIOSA. LÍBRAME DE MÍ MISMO, ROMPE TODAS MIS CADENAS Y HAZ DE MÍ LO QUE QUIERAS. SÁLVAME DE MÍ MISMO, LIBÉRTAME DIRIGIÉNDOME COMO TÚ SIENTAS, QUE SABES LO QUE ES MEJOR PARA MÍ. TÚ QUE ME CONOCES BIEN Y SABES LO QUE ME CONVIENE. TÚ QUE ME FORMASTE DESDE EL VIENTRE DE MI MADRE, DAME ESE GOLPE DE VIDA Y EN MÍ VUELVA EL LLANTO DE TU OXÍGENO A ¡GRITAR!... ¡CLAME A TI EL ALMA MÍA Y TENGA MI VIDA Y MI EXISTENCIA UNA RAZÓN DE VIVIR, DE AMAR, DE LUCHAR Y ESTA VITALIZANTE VIDA DE VIGOR, DE VALOR, DE SENTIR Y BRAMAR TODOS MIS SENTIDOS POR TI! ¡TENGA MI VIDA SONIDO! Y ¡TIEMPO PARA PARTIR EN ESTE PEREGRINAJE HASTA SALIR DE ESTA EXISTENCIA QUE FINALIZA Y YA NO ESTARÉ AQUÍ! ¡QUE CONTIGO PARTA ESTA OVEJA QUE PERDIDA ESTABA Y RECOGIDA AL FIN, EN TU REDIL, PRESTA A PARTIR, Y EN TU PRESENCIA PERMANECER HASTA EL FIN!”


E. D. Bruñó Ibáñez
D.L. Z-34-07
Ministerio La Pluma Divina





Skype: miguel_atalaya



.