El Manual de Yahweh - La AUTENTICA Biblia Kadosh Completa de Estudio SIN ADULTERAR

lunes, 30 de agosto de 2010

Amanecer

(Mensaje emitido en la (((Radio LaPlumaDivina))) en vivo el 28 de agosto de 2010)

¡Baruj HaShem Yahweh! Nuestro Elohim viviente. Es el Nombre de Yahweh, el Creador de los cielos y la tierra y del ser humano. Así como todos los humanos tenemos un nombre propio, nuestro Creador también tiene Su Nombre propio que es: ¡Yahweh! Así como los nombres de los seres humanos, pues no pueden ser puestos como nos de la gana… traducidos… porque el nombre propio no puede ser traducido, aunque signifique en otros países otra cosa… así también el Nombre del Creador de los cielos, la tierra y nuestro, tiene Su Nombre propio. No se le puede invocar con otros nombres ¡porque no te va a hacer ni caso! Pero es curioso… los “elohim” paganos de todas las culturas, pues, así como les pusieron los nombres, en todos los países les nombráis con los nombres que se les pusieron… ¿Cómo es posible que el ser humano se atreva a poner a nuestro Elohim viviente otro nombre? Se os está enseñando claramente y lo tenéis escrito en la Biblia del hebreo al español, que el Verdadero Nombre es Yahweh. ¡Hasta en el Interlineal del hebreo al español pone Yahweh! ¡y eso que el Interlineal del hebreo al español es católico! ¿Cómo es posible que los cristianos evangélicos, bueno todos los cristianos, ¡seáis tan burros!, y os atreváis a cambiar el Verdadero Nombre de nuestro Elohim viviente Creador de los cielos, la tierra y de nosotros? ¡Eso es falta de temor, falta de temor a Yahweh! Porque estamos en el último tiempo y a los que son sus verdaderos hijos, Yahweh les da a conocer Su Verdadero Nombre.

¡Pero no todos somos hijos del Creador! Y los hijos de las tinieblas, los que arrastráis la primera muerte espiritual, no vais a la luz que es Yahshua el Mashíaj, preferís nombrarlo “Jesús”, “Jesucristo”, porque está escrito en vuestras Biblias o porque… durante siglos y siglos se os ha enseñado “Jesucristo, Jehová”, “Jehová, Jesucristo”… pero no habéis buscado verdaderamente al “elohim” que os han enseñado… Yo, hace 34 años, lo acepté, pero… lo acepté como “Jesucristo” ¡pero nací de nuevo! Y en el tiempo de mi Elohim viviente, me dio a conocer Su Verdadero Nombre. Siempre os lo he dicho. Y siempre buscaba andar en el temor del Creador. ¿Y quién mejor que el Creador que conoce mi corazón sabe si era sincero o no?

Todos sabemos claramente que “las historietas” se cambian según las culturas; pero siempre quedan unas crónicas escritas, de la realidad, aunque gobiernos (y sobre todo gobiernos religiosos) lo han estado escondiendo ¡no solamente los rabinos judíos ortodoxos!, sino la “santa madre iglesia cristiana apostólica de Roma”. Siempre Roma ha estado en contra de las Verdaderas Escrituras de la senda antigua. Siempre Roma ha estado en contra del único Salvador, único Mediador, que es Yahshua el Mashíaj. ¡No solamente los rabinos ortodoxos judíos que escondieron el Nombre y que rechazan a Yahshua el Mashíaj! Pero no todos los judíos (o hebreos) son rabinos ortodoxos; porque también hoy en día hay muchos judíos israelitas que sí conocen el Verdadero Nombre del único Salvador, único Mediador, que es Yahshua el Mashíaj, y sus corazones han sido redimidos por la preciosa sangre que Yahshua el Mashíaj derramó en la estaca de ejecución, en el madero, y son fieles y obedientes al Ruaj HaKodesh que vive en sus corazones y no cuestionan a su Elohim viviente Yahshua el Mashíaj. Pero los religiosos, los que creéis que sabéis las Escrituras (llámense cristianos o no) sois los que siempre estáis cuestionando a la Palabra y la Palabra es Yahshua el Mashíaj. Los cristianos y no cristianos ¡hoy en día los cristianos evangélicos!, sois los que más cuestionáis las Sagradas Escrituras, invocáis nombres paganos y sabéis claramente que las Sagradas Escrituras, vuestras Biblias, vienen del griego pasando por la vicaría de Roma. La iglesia cristiana evangélica es una de las hijas de la iglesia cristiana católica apostólica de Roma, así como Roma (la iglesia eh ¡la iglesia cristiana católica!) es antiToráh, antiPentateuco, anti los cinco primeros libros de las Biblias que tenéis, así también los cristianos evangélicos sois antiToráh, antiPentateuco, anti los cinco primeros libros de la Biblia, ¿qué diferencia hay de la mamá Roma a la hijita evangélica? ¡Ninguna! ¡¡¡Ninguna!!! Pensarlo por ahí…

Los rabinos ortodoxos saben la Toráh, los judíos saben la Toráh, solo que niegan a Yahshua el Mashíaj. Condenación eterna tienen. Los cristianos evangélicos decís que creéis en “Jesucristo”, Jesucristo es un nombre pagano viene del griego (lo vuelvo a decir). El Nombre del único Salvador y Mediador es Yahshua, viene del hebreo, senda antigua. Pero sois antiToráh, desecháis las Instrucciones y Mandamientos de nuestro Elohim viviente, el Creador, Yahshua el Mashíaj. Y los católicos, lo mismo. Los católicos van más lejos porque han enseñado durante siglos que la mediadora es “María”, la virgen María, cuando está escrito en su propia Biblia católica que el único Salvador y Mediador es “Jesucristo” ¡¡¡qué confusión!!! ¡¡¡qué confusión más terrible!!! Pero en la Biblia católica apostólica romana ¡¡¡no pone que la virgen María es la Mediadora!!! ¡¡¡más confusión encima!!! Pero en las enseñanzas de la iglesia católica romana, en los libros, sí lo han puesto así. ¡¡¡Millones y millones de cristianos católicos muriéndose físicamente apareciendo en el Infierno!!! ¿La culpa la tiene la iglesia de Roma? ¡¡¡No!!! La culpa la tiene el ser humano, el individuo, el individuo que no busca a su Elohim a su Creador viviente. Porque si el individuo, la persona, buscase verdaderamente cómo servir a su Creador, su Creador se le manifiesta y le enseña. Hay muchos seres humanos que no saben leer pero sí escuchar.

Todo ser humano ya nacemos del vientre de nuestra madre con la primera muerte espiritual pero sabemos hacer el bien y sabemos hacer el mal. Sabemos lo que es correcto y sabemos lo que no es correcto; pero nos gusta hacer lo que no es correcto ni ante “Dios” (como habláis, así) ni ante los hombres. Todo ser humano sabe hacer el bien y hacer el mal. Os gusta hacer el mal porque amáis el pecado, la desobediencia, y por una desobediencia entro el pecado en el ser humano, en todos, viene desde Adán y Eva. Cuando Adán y Eva tomaron el fruto prohibido supieron que estaban desnudos y por eso se taparon cuando el Creador los llamaba. Al entrar en su corazón el pecado supieron el bien y el mal. Todo ser humano arrastramos la muerte espiritual pero sabemos lo que está bien y lo que está mal, todos. Yo siempre he puesto este ejemplo con los niños, que siempre os ha pasado a todos, nos ha pasado a todos: si hay un enchufe de la luz con dos agujericos… ¡niño no metas ahí los dedos!... basta que le digas al niño pequeñito que no meta los dedos ¿a que mete los dedos? ¡espíritu de desobediencia desde niños!

Vosotros ponéis leyes: ¡no robarás!, basta que me digan que no robe ¡para robar! En las Instrucciones de la Toráh también dice: ¡No robarás!, basta que dice nuestro Elohim viviente nuestro Creador que no robemos… ¡todo el mundo a robar!; ¡No mentirás!, basta que está escrito que no mentirás… ¡mentís como cosacos!, es decir, os entra como cosacos ¡a tope! La desobediencia está en el corazón del ser humano. La rebelión está en el corazón del ser humano. La ingratitud está en el corazón del ser humano. El mal está en el corazón del ser humano. ¡Qué pocos son los que hacen bien! ¡Qué pocos son los que acuden al llamado de su Elohim viviente nuestro Creador Yahshua el Mashíaj!

Europa, Latinoamérica, habéis sido enseñados (el que más o el que menos) en un convento de monjas o en un convento de frailes, a todos se os ha enseñado la Historia Sagrada. Si sois católicos, las monjitas o los frailicos os han enseñado la Historia Sagrada ¡hasta películas de Hollywood hay! Todos sabéis, el que más o el que menos, la historia de Israel cómo nuestro Elohim viviente, que llamáis “Dios” pero es Yahweh Su Nombre, sacó a los israelitas de Egipto, de Faraón, prototipo de ha satán que estaban esclavos y con Moisés fueron introducidos en el desierto y después los que quedaron entraron en la Tierra Prometida con Josué y Caleb, hasta el día de hoy. Todos, el que mas o el que menos, habéis leído la Historia Sagrada, habéis leído el Antiguo Testamento y el Nuevo Testamento, ¿concuerdan con vuestra vida? ¿realmente concuerda con lo que estáis practicando en vuestra vida? Porque si no concuerda estáis muertos en vuestros delitos y pecados. ¿Podéis obedecer? ¡Queréis pero no podéis! Queréis libraros del espíritu de la mentira ¡pero no podéis! Porque arrastráis la primera muerte espiritual y sois esclavos de Faraón, ha satán, el adversario, ¡el adversario! Y mientras es uno esclavo de ha satán, ha satán no permite, no quiere, que sus hijos conozcan la Verdad. Ha satán sabe perfectamente que la Verdad está en Yahshua el Mashíaj.

El ser humano tiene la mente cerrada y si tienes la mente cerrada no puedes entender nada. Tiene los ojos espirituales cerrados ¡que no ve! Y si tus ojos espirituales están ciegos ¡no puedes ver nada! Arrastra la primera muerte espiritual ¡ama el pecado! Y practica lo que su padre le manda ¡no precisamente el Creador! sino el “dios” de éste Mundo para que entendáis y el dios de éste Mundo es ha satán. Todo aquel que practica el pecado es hijo de ha satán. Lo que más le encanta a ha satán son los religiosos, les hace creer a los religiosos que saben mucho ¡pero no saben nada! Porque hoy en día ningún religioso, que se considere religioso, ¿verdad que no sabéis que estáis adorando a ha satán? Porque si mentís estáis adorando a ha satán. Si os arrodilláis ante las imágenes y esculturas estáis adorando a ha satán. Si no guardáis el Sábado, que es Kadosh, estáis adorando a ha satán. Juzgáis, estáis adorando a ha satán. Deshonráis a vuestros padres estáis adorando a ha satán. Matáis, mentís, robáis, codiciáis los bienes ajenos, etc. y adulteráis y fornicáis y os masturbáis y os casáis hombres con hombres, y mujeres con mujeres, blasfemáis el Nombre de nuestro Elohim viviente nuestro Creador, escondéis el Nombre Verdadero de nuestro Elohim viviente nuestro Creador que es ¡Yahweh!, rechazáis al único Salvador y Mediador que hay entre el Elohim viviente Yahweh y los hombres que es ¡Yahshua el Mashíaj! En una palabra hacéis lo contrario de los Mandamientos e Instrucciones puestos por Yahshua el Elohim viviente que es nuestro Creador; porque fue Yahshua quien dio las tablas de La Ley a Moisés, escritas por Su propio dedo, por el dedo de Yahshua nuestro Creador. Y todo aquel ser humano que hace lo contrario de los Mandamientos e Instrucciones dados por nuestro Creador es hijo de ha satán ¡eso es adorarlo a él! ¡a ha satán! Porque hacéis los dictados que ha satán os manda. Porque sois esclavos de él.

Porque todo ser humano nace con la primera muerte espiritual. Al nacer con la primera muerte espiritual tenemos tendencia, todos, a hacer lo malo ¡nos gusta hacer lo malo! Queremos dejar de hacer lo malo ¡pero no podemos! Y entonces, sacamos falsas doctrinas de “moralidad” pero ¡el Infierno está lleno de tanta falsa moralidad! Que es otro espíritu de ha satán, o de “los buenos modales”, hay mucha gente que tiene “buenos modales” ¡pero están muertos espiritualmente! Y cuando Yahshua se os manifiesta ¡Yahshua se os manifiesta!, parece ser que la luz de Yahshua ¡os quema los ojos!, y rechazáis ¡la luz del Mundo! ¡que es Yahshua el Mashíaj!, y no queréis salir de vuestras prisiones espirituales ¡no queréis dejar de pecar! ¡no vais a la luz! ¡no vais a la luz que es Yahshua! ¡no vaya a ser que os muráis!, como las moscas van a la luz… y se mueren… se quedan fritas en esos aparaticos que hay… ¿eh?... o las avispas, o los bichos… Vosotros, seres humanos, no vais a la luz ¡no vais a la luz! ¡no queréis morir!, para que Yahshua viva en vosotros.

Yahshua os está llamando a las Dos Casas de Israel, a Efraín y a Judá, y también al extranjero ¡Él os quiere liberar! Porque solamente en Yahshua está la libertad ¡la auténtica!, esa que dice el Mundo… ¡sois libres!... esa es ficticia, esa es mentira, proviene de ha satán. Porque solamente la verdadera libertad ¡solamente está en Yahshua el Mashíaj! El que murió en la estaca de ejecución, derramó su sangre y resucitó. El que se hizo hombre y habitó entre nosotros. Y a los Suyos vino y los Suyos no le recibieron, los israelitas, los judíos, más a todo aquel que le recibió entonces le dio la potestad de ser llamado hijo del Elohim viviente Yahweh Yahshua. Hoy en día hay muchos israelitas, efraimitas, que estáis escuchando la voz del Pastor de pastores, la voz del Elohim viviente del Creador y le estáis dando la espalda. Millones de seres humanos judíos e israelitas efraimitas estáis muertos en vuestros delitos y pecados ¡estáis enfermos físicamente! ¡espiritualmente muertos, físicamente enfermos¡ ¡y muchos empobrecidos!, y no paráis de pedir prestado ¡¡¡cuando el pueblo de Israel tenía que ser cabeza y no cola!!!

El pueblo de Israel es un pueblo, se le puede llamar ¡privilegiado!, pues nuestro Creador sacó a nuestros padres de la esclavitud de Faraón ¡estaban en esclavitud! ¡vivían como esclavos! Y Él usó a Moisés para meter a nuestros padres en el desierto ¡para ser discipulados, formados, por nuestro Elohim viviente nuestro Creador Yahshua! ¿Y qué pasó? Que el pueblo, ¡el pueblo en el desierto no paraban de murmurar, de criticar, juzgar a nuestro Elohim viviente el Creador que los había sacado de Egipto y al líder Moisés que Yahweh Yahshua había puesto y Yahshua le dio las tablas, o sea la Toráh, a Moisés! Y todos prometieron ¡servir y hacer caso a Yahweh! Pero se rebelaron, desobedecieron. Muchos querían ser más que Moisés. Muchos tenían envidia ¿por qué a Moisés? ¿por qué a Moisés? ¿por qué a Moisés? Hoy en día pasa lo mismo. Porque cuando el Creador escoge a un hombre para una tarea, para un ministerio, para un liderazgo ¡los demás miembros de las congregaciones envidia, celos!, ¿y por qué a él y no a mí?, ¿y por qué se le manifiesta a él y no a mí? Es Yahweh nuestro Creador quien sabe el corazón del ser humano ¿no? y sabe si el corazón de ese ser humano lo busca y quiere servirlo en espíritu y en verdad ¿no? Pero os diré que un corazón que tiene envidia de lo que tiene su prójimo, ese corazón envidioso ¡no ha nacido de nuevo! ¡sigue con la primera muerte espiritual! Pero el corazón, tal vez, del líder que ha puesto Yahshua, resulta que el corazón del líder ya ha sido redimido por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca de ejecución.

El corazón de Moisés había tenido ya el encuentro con Yahweh su Elohim viviente con su Creador antes de que iría a Faraón. ¡Había tenido un encuentro ya, personal! ¡Había nacido de nuevo! Solamente Yahweh Yahshua se revelaba a Moisés, en el Monte Sinaí. Porque el corazón de Moisés ya había sido transformado. Cuando estaba con Faraón tenía el corazón de piedra y Yahweh lo estaba llamando y él acudió al llamado del Elohim viviente nuestro Creador, lo introdujo en el desierto. Cuando fue introducido ya en el desierto y el corazón de Moisés era un corazón de carne, ya no era el corazón empedernido por el pecado, ya no arrastraba la primera muerte espiritual, ya lo estaba formando Yahshua en el desierto. Con su suegro 40 años estuvo. Con Faraón 40 años estuvo. Y en el desierto con todo el pueblo israelita 40 años. Ciento veinte. Yahweh lo eligió. Estuvo con Faraón porque estaba preparado, lo estaba preparando Yahweh en persona. Lo llevó con su suegro. Yahweh se manifestó a él y lo estuvo preparando a solas ¡a solas!

Yahshua está llamando a Su pueblo Israel, efraimitas y judíos, y también al extranjero. Y el hombre que quiere servir a su Elohim viviente tiene que servirlo en espíritu y en verdad. Yahshua nos saca de la esclavitud de Faraón, pasamos por el Jordán y nos mete en el desierto. ¿Para qué nos mete en el desierto? ¡Para prepararnos personalmente! ¡Para discipularnos personalmente! Él nos va quitando todas las “taras” que traemos de “atrás”, nos va purificando como al oro. El oro cuando es sacado de la tierra, de la montaña, es purificado por fuego. Yahshua nos purifica por fuego si somos obedientes, si verdaderamente le queremos servir a nuestro Elohim viviente como Él quiera no como tú quieres ¡ya te has divertido bastante, ya has hecho lo que tú creías o te parecía cuando eras hijo de ha satán! ¡él te lo permitía todo! ¡todo! ¡ha satán te lo permite todo! ¡te lo da todo y luego te lo quita de un plumazo! ¡y luego te hace guerra! ¡te hace guerra!

Cuando aceptamos a Yahshua como nuestro único Salvador le rendimos nuestro corazón ¿no? Si le rendimos todo nuestro corazón, nuestro corazón es purificado, redimido, por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca de ejecución, en el madero, derramó Su sangre y resucitó ¡está vivo! Si yo le rindo todo mi corazón ya no me pertenezco. Si yo le rindo a Yahshua todo mi corazón, significa que Miguel muere (digo Miguel porque mi nombre es Miguel). ¡Ya no me pertenezco! He sido ¡comprado! Por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca de ejecución. Por tanto, si he sido comprado ¡yo no puedo hacer lo que a mí me de la gana! Si verdaderamente he nacido de nuevo de agua y del Espíritu del Creador ¡yo no puedo hacer lo que me da la gana! Sino que ¡soy obediente total al Espíritu de mi Creador Yahweh Yahshua! Y es Él quien me da entendimiento, conocimiento y sabiduría ¡mi opinión no cuenta! Él es el que sabe, mi Elohim viviente, mi Creador y Redentor. Ahora, hay otros que dicen que han nacido de nuevo ¡pero no son obedientes! ¡no quieren ser discipulados por Yahshua! ¡quieren seguir viviendo su vida! (según dicen ellos…).

Cuando arrastramos la primera muerte espiritual ¡pensamos!, que estamos viviendo nuestra vida ¡¡¡nuestra vida!!! ¡porque como ya ha satán nos tenía tan cerrados nuestra mente y nuestros ojos! ¡pensábamos que era nuestra vida!¡y éramos hijos de ha satán! ¡hacíamos lo que ha satán practica!, la mentira, el robo, confusión, etc. Al ver la luz de Yahshua y oír su llamado, si somos rápidos y nos vamos disparaos a esa luz, aceptamos verdaderamente el sacrificio que Yahshua hizo en la estaca de ejecución, le invitamos que sea nuestro Amo (Adón en hebreo), al nacer de nuevo dejamos de ser hijos de ha satán, ya no es nuestro amo ha satán, nuestro Amo es nuestro Elohim nuestro Creador Yahshua. Al perseverar en Yahshua ¡somos libres! ¡en Yahshua! Si tenemos el Espíritu de Yahshua, el Espíritu de Yahshua nos lleva a la Toráh, a los Mandamientos, a las Instrucciones dadas por el Creador. Al leer las Instrucciones, los Mandamientos los ponemos por obra en Yahshua ¡porque hemos nacido de nuevo! El Espíritu de Yahshua nos lleva a la Toráh ¡ya no vamos diciendo que Yahshua vino a abolir la Toráh! Porque hemos sido rescatados del engaño de ha satán ¡liberados por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca, en el madero! Y ya nos convertimos en obedientes al Ruaj HaKodesh, al Espíritu de Yahshua el Mashíaj. Y el Espíritu nos lleva, nos va mostrando enseguida ¡que seamos sumergidos! Y nos pone con un verdadero talmid, discípulo de Yahshua el Mashíaj, para que seamos sumergidos en agua. ¿Vais entendiendo?

Pasamos el Jordán, somos introducidos en el desierto. Y en el desierto ha satán va a estar atacando ¡eh! Ha satán ataca fuerte en el desierto. Ha satán ¡no quiere perderte amigo! ¡¡¡Quiere que vuelvas a Egipto!!! De donde fuiste sacado. En Egipto es prototipo Mundo, donde todo está permitido según el “elohim” de ese Mundo que es ha satán. En el desierto somos tentados a volver a Egipto. Si hemos puesto total confianza en Yahshua, si hemos nacido de nuevo verdaderamente, al nacer de nuevo nos damos cuenta de dónde Yahshua nos ha sacado. Si amamos a Yahshua no le desobedecemos, no nos volvemos para atrás. No nos volvemos a ser esclavos e hijos del enemigo. Porque ya tenemos el Espíritu de adopción, ya somos hijos de nuestro Elohim viviente Yahweh Yahshua. ¡No nos deja huérfanos! Ya tenemos entonces un Papito Celestial que es Yahweh! Al invitar a Yahshua a entrar en nuestro corazón ¡mayor es el que está en nuestro corazón que el que está fuera! Porque antes nuestro corazón era de ha satán, por eso practicábamos el pecado. Pero al invitar a Yahshua la sangre preciosa que Yahshua derramó en la estaca de ejecución pues nos ha perdonado y nuestro corazón está más blanco que la nieve ¡está blanco! Nuestros pecados han sido borrados por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca de ejecución, en el madero. Ya no somos desobedientes a la Toráh sino somos obedientes y queremos saber más y más y más de Yahshua el Mashíaj que es nuestro Pastor, nuestro único Guía, nuestro Maestro y Yahshua nos empieza a enseñar en el desierto individuo por individuo, personalmente, a solas. Te pone un líder, cuando llega el momento te pone un líder, un pastor, por eso se llama Pastor de pastores. Si no obedecéis al pastor que veis ¿cómo vais a obedecer al Pastor que no veis que es Yahshua?

El pastor que ha sido puesto por Yahshua, nos pone ese líder para que le obedezcamos, y ese pastor recibe las Instrucciones de su Pastor que es Yahshua. Tú también recibes las Instrucciones de tu Pastor personalmente pero también te manda que vayas y le preguntes al líder que Él te ha puesto. La tendencia de los cristianos evangélicos es “escoger pastor”, si no le gusta el pastor (porque no todos los pastores son verdaderos ¡claro está!); pero si has nacido de nuevo el Espíritu de Verdad que está en ti, en Yahshua, te va a indicar si ese hombre ha sido puesto por Yahshua o no. Porque al nacer de nuevo Yahshua nos da el discernimiento espiritual en Yahshua. Yahshua, sabe perfectamente que vamos a ser atacados por ha satán en el desierto y Yahshua sabe perfectamente que anda como león rugiente alrededor nuestra buscando a quién devorar y sacarlo de la manada, a esa ovejita o a ese corderito para comérselo. Yahshua por eso pone pastores, maestros, mensajeros, etc. Pero una cosa es lo que Yahshua pone y otra cosa es que tú quieras “hacerte pasar por pastor” por academia, por instituto, etc.¡¡¡Ahí está el peligro!!! ¡¡¡Esos son los lobos!!! ¡¡¡Los cocodrilos que se comen a las congregaciones!!! Un pastor, un líder, puesto por Yahshua, le acompañan los frutos del Ruaj HaKodesh que es el Espíritu de Yahshua. Uno de los frutos es la misericordia por las almas, el amor sincero por las almas. El pastor no va robando los diezmos a la congregación, exigiendo diezmos. El pastor no va saqueando las casas de las viudas, desechando a las ovejas. Hoy en día los pastores que se han puesto a sí mismos (hoy en día porque estamos en el siglo XXI, pero esto es muy viejo, esto viene de muy atrás), hoy en día hay hombres y mujeres ¡cómo no!, la mujer si no se pone por encima del hombre ¡revienta!, os hacéis pastores “de academia” (como digo yo) de Instituto Bíblico. Decís que habéis nacido de nuevo y enseguida ya queréis ser consejeros, profetas, pastores… y si no lo conseguís de una manera… ¡pues, ahora por Internet!... ¿Verdaderamente Yahshua os llamó para ser pastores? ¿profetas? ¿o vais por el dinero de las congregaciones? Porque, a mí me vienen vía teléfono, vía Internet, en persona, miembros de iglesias evangélicas, y no evangélicas, que me dicen sus problemas y les mando a su pastor y me dicen: “que el pastor no tiene tiempo, no se preocupa de las congregaciones, siempre está viajando”… ¡No se preocupa! ¡Es terrible eh! Porque si un pastor… yo veo claramente que si el pastor no se preocupa de las ovejas ¡ese pastor es un pastor asalariado! ¡que va por negocio! ¡¡¡por negocio, trasquilando a las ovejas!!! Ese pastor o ese líder no es nacido de nuevo, no le acompañan los frutos del Espíritu de Yahshua el Mashíaj. Por tanto ese pastor o ese líder se ha puesto porque quería tener un puesto relevante por encima de los demás y así engañar a los incautos cristianos (y si no son cristianos pues de otras religiones…). Total, toda persona que no ha nacido verdaderamente de agua y del Espíritu de Yahshua ¡¡¡es un lobo!!! ¡¡¡es un agente de ha satán!!! Y ya sabemos para qué está el adversario ¡¡¡para que no acreditéis en Yahshua!!! Para que vuestras almas cuando os muráis físicamente sean arrojadas al Infierno.

El pastor puesto por nuestro Elohim viviente Yahweh Yahshua le acompañan los frutos del Ruaj HaKodesh del Espíritu de nuestro Elohim de nuestro Creador, y tiene misericordia por todas las almas ¡no hace acepción de personas! ¡¡¡tiene amor por las almas!!! ¡¡¡por todas!!! ¡¡¡hasta por sus propios enemigos!!! Y sus propios enemigos se entiende que le están difamando, deshonrando, ultrajando, persiguiendo, injuriando, etc., etc. Ese pastor o ese líder ¡¡¡perdona!!! ¡¡¡a sus enemigos!!! ¡¡¡y deja la justicia para Yahshua!!! El líder nacido de nuevo o la oveja nacida de nuevo o el corderico nacido de nuevo ¡¡¡jamás se venga de un ser humano!!! ¡¡¡jamás!!! Ama a ese ser humano ¡¡¡lo trate ese ser humano como lo trate!!! ¡¡¡lo sigue bendiciendo y lo sigue amando y deja la justicia para Yahshua!!! Si eres un pastor nacido de nuevo ya sé que no vas a robar ni mentir al rebaño que Yahshua te ha puesto porque tú eres responsable de ese rebaño ante Yahshua el Mashíaj. Y así como Yahshua dio la vida por nosotros, el pastor verdadero humano también da la vida por las ovejas si es preciso. Si Yahshua ha tenido misericordia de mí y me rescató de la muerte, del Infierno, de las redes de ha satán. Él me perdonó ¿quién soy yo para no perdonar a un ser humano? Si Yahshua me perdonó ¡¡¡mucho me ha perdonado!!! Y me sigue perdonando de errores ¿¿¿quién soy yo para no perdonar a mi peor enemigo humano si yo sé quién maneja a ese enemigo??? Si he nacido de nuevo sé perfectamente quién maneja a mis padres que no son convertidos, a mis hermanos que no son convertidos, a mis amigos que no son convertidos… ¿quién los maneja? ¿quién está en el corazón de esas personas? ¡¡¡ha satán!!! ¡¡¡el adversario!!! Porque todo aquel que practica el pecado, en su corazón está ha satán y sus legiones. Son hijos de ha satán, pues entonces estarán las legiones: el espíritu de la mentira, el espíritu de adulterio, homosexualidad, lesbianismo, cobardía… todo eso… ¡son legiones lo que hay en un corazón carnal! ¡¡¡legiones de demonios!!! por eso practican lo que se practica ¡¡¡pero eso lo sabes cuando naces de nuevo!!! Mientras no has nacido de nuevo no lo puedes saber, a no ser como ahorita que yo sé que el Ruaj HaKodesh, el Espíritu de Yahshua, te está perforando el corazón y te está haciendo entender para que te arrepientas de tu pecado y vengas a la luz que es Yahshua y seas enseñado por Yahshua en persona.

El espíritu de confusión que muchos arrastráis es un espíritu de ha satán. En el Espíritu de Yahshua, Yahweh Yahshua, no hay confusión. El Espíritu de Yahweh Yahshua, que es el Creador, ahí no hay confusión ¡todas las cosas son claras! El espíritu de la confusión (que no entendéis, no comprendéis) ¡eso es de ha satán! Y si tenéis mucha prisa por aprender ¡tú no has nacido de nuevo! Una cosa es nacer de nuevo y sujetarse al Ruaj HaKodesh. El Ruaj HaKodesh te va hablando y escuchas Su voz y te dice: “tranquilo” o “tranquila”, “a su tiempo lo sabrás”, ¡a su tiempo lo sabrás! Porque ya venimos con la tendencia, que al nacer de nuevo ya tenemos que saberlo todo sin ser formados. La propia naturaleza nos enseña, cuando nacemos del vientre de nuestra madre somos bebés chiquitines, nos vamos haciendo más niños, adultos, ¡todo tiene un período! En la vida en Yahshua, en la vida en Yahshua ¡todo tiene un período! Hay muchos que dicen, o hacen creer que han nacido de nuevo, pero ya quieren saber desde el Génesis al Apocalipsis ¡plas! ¡¡¡Eso no es nacer de nuevo!!! ¡¡¡No tienes el Espíritu!!! ¡¡¡Vienes a engañar!!! Porque, no por mucho correr amanece más temprano. Cuando Yahshua se apodera de tu corazón Él te va cambiando y te va diciendo: “tranquilo, despacito, no corras” y tú te rindes en Sus brazos y Él te va preparando, enseñando, pasito a pasito, pasito a pasito, tiernamente te va enseñando y en ti el amor de Yahshua que está en ti te lleva a buscarlo más y más ¡a solas! ¡a tu Pastor de pastores Yahshua el Mashíaj! Y cuando vienen las pruebas te enseña cómo saltar las pruebas, cómo pasar los tropiezos, etc. etc. y el que persevera y pone total su confianza en Yahshua el Mashíaj heredará la corona de la Vida.¡Ese es el trabajo de Yahshua! ¡Ese es el trabajo del Espíritu de Yahshua si realmente vive en nosotros!

Al nacer de nuevo somos liberados de ha satán totalmente. Si eras vago o vaga, al nacer de nuevo eso quedó atrás ¡ya no vuelves a ser ni vagoneta ni dormilona ni dormilón sino eres trabajador para Yahshua! Y trabajas también para el sustento ¡para el sustento físico!, para que tengas para pagar la renta para tu familia para tus hijos. Si en el Mundo eras un vago, un sinvergüenza, un engañador, al nacer de nuevo todo eso quedó atrás. Eres trabajador en Yahshua espiritualmente y físicamente. ¿Cuántos cristianos evangélicos sois vagos, sinvergüenzas, engañadores, ladrones, mentirosos, señal de que no habéis nacido de nuevo porque en un corazón redimido por la sangre de Yahshua verdaderamente no puede estar el pecado, no puede estar la muerte espiritual y la vida espiritual en Yahshua ¡¡¡no puede!!! Porque Yahweh nuestro Elohim aborrece el pecado y ama al pecador por eso Él está llamando a los pecadores, a los que arrastran la primera muerte espiritual, a los que son hijos de ha satán y no lo saben, a los que son esclavos de ha satán y no lo saben, pero sí saben que no pueden dejar de mentir, de adulterar, de sacar falsos testimonios, que quieren pero no pueden porque están esclavos de ha satán y hacen lo que ha satán, el adversario, quiere y la misión de ha satán, el adversario, es llevarse a esas personas que arrastran la primera muerte espiritual ¡que los ha engañado! al Infierno. Sean religiosos o no lo sean, sean políticos, sea el barrendero del pueblo, ¡él no tiene manías, son bocadillos en sus fauces! Y Yahshua que es la luz del Mundo, Él te está llamando ahorita que si quieres la verdadera libertad solamente está en Yahshua el Mashíaj.

Cuando nacemos de nuevo el Reino de los cielos ha entrado en nuestro corazón y ya no vives tú, para que entendáis: “ya no vivo yo, Miguel; Yahshua vive en mí”, ¡Yahshua vive en mí y Su sangre preciosa me limpió, me limpia, de todo pecado! Y cuando cometemos un error ¡un error!, el mismo Espíritu de Yahshua que está en nosotros: “arrepiéntete”, ¡pero rápido además eh! ¡rápido!, hasta que no te cubre la sangre estás perdido ¡para que te enteres! ¡¡¡Antes de que cometas ese error ya te está avisando: “No lo hagas”!!! ¡¡¡No lo hagas!!! Sobretodo a los recién nacidos ¡a los recién nacidos! Pues ha satán como león rugiente anda alrededor y lo que más le gusta son los recién nacidos. Esto la misma naturaleza os lo enseña, las bestias del campo, les gustan los recién nacidos. Pero si cometes el error… primero el Espíritu de Yahshua te está avisando que no hagas eso, si lo has hecho… ¡plas enseguida como un resorte!... y tú eres obediente! ¡tú eres obediente! ¡y clamas a la sangre de Yahshua y Él te cubre! Y entonces… ¡sigue palante! Él te está adiestrando ¡¡¡Yahshua te está adiestrando como Él quiere!!! ¡¡¡Tú ya no te perteneces, perteneces a Yahshua!!! Y si te ha puesto un pastor, líder, que se nota que es verdadero además ¡lo sientes rápido eh! ¡no te separes de ese hombre porque él te va a enseñar! ¡Yahshua a través de él, Yahshua directamente a ti! ¡una conformidad total! ¡¡¡total!!! Y él conoce al enemigo, el pastor que Él te pone conoce al enemigo, ha tenido que pasar antes que tú por eso, conoce al enemigo y el enemigo lo conoce al pastor. Pero jamás se acerca atacando al pastor cuando ese pastor ya ha sido madurado por Yahshua el Mashíaj. Le queda mucho por madurar pero hasta ahí ha sido madurado por Yahshua el Mashíaj. Y ha satán ataca a las ovejas y las quiere dispersar ¡como hacen las bestias en el campo para cazar! ¡con el pastor no puede! ¡lo sabe! Porque la sangre preciosa de Yahshua cubre a ese pastor ¡está ungido! ¡está ungido por Yahweh Yahshua! Tú obedécelo ¡aunque se equivoque! ¡¡¡Pero jamás juzgues a un pastor puesto por Yahshua!!! Él no te va a sacar los cuartos. Él no te va a pedir diezmos. Él te podrá pedir que ofrendéis y os enseña a ofrendar ¡y cuanto más ofrendéis más Yahshua os bendice! Está escrito: si das 100 recogerás 1.000 ¡está escrito! Porque todo nacido de nuevo es hijo de Yahweh Yahshua así como nuestro Padre Celestial nos ofrendó a Su Hijo, así también nosotros ofrendamos a nuestros hermanos, a nuestras viudas, a los huérfanos y donde el Ruaj HaKodesh, el Espíritu de Yahshua, te manda ofrendar y no cuestionas… “¿y por qué, y por qué?”… ¡¡¡obedeces a Yahshua y Él te bendice espiritualmente, físicamente y económicamente!!! ¡¡¡Somos hijos del Rey de reyes!!! Él es nuestro Pastor e intercede a nuestro Papito Celestial.

Somos antorchas vivas en Yahshua y Él nos va enseñando pasito a pasito. Él nos enseña quien es ha satán. Él nos enseña quién es el enemigo de nuestras almas. Hoy en día hay cristianos evangélicos que tenéis miedo de hablar del diablo, es porque no habéis nacido de nuevo. Porque un nacido verdadero de nuevo no tiene miedo a ha satán que es el adversario ni a todas sus legiones porque mayor es el que está en nosotros que el que está por ahí afuera ¡eh! Somos soldados de Yahshua y el Espíritu de Yahshua da testimonio a nuestro espíritu humano que así es. No os voy a decir cómo habla ¡quiero que aprendáis de Él! ¡de Yahshua! ¡de Él de Yahshua! En Yahshua no hay mentira ni engaño. Ha satán es mentiroso, engañador y ladrón. Cuántas veces os digo que ofrendéis a La Pluma Divina que es Su página y hasta ahorita… ¡¡¡tres personas!!! Una de Holanda, otra de Tierra de Fuego y otra de Estados Unidos, de los millones y millones que bajáis de La Pluma Divina la Biblia del hebreo al español y los Estudios, más lo que se reparte en España… ¡¡¡que los españoles se llevan la palma!!! Cristianos evangélicos que dicen que son “hijos” pero ¡¡¡que son incapaces de ofrendar!!! Recibiendo paquetones de 20 Kg. de literatura ¡¡¡eso es más terrible!!! ¡¡¡Que Yahshua tenga misericordia de todos ellos!!! Pero no son nacidos de nuevo y lo que es peor ¡¡¡muchos, hasta venden lo que reciben y reciben de gracia!!! ¡¡¡no han pagado ni el correo y lo están vendiendo!!! Y encima se ríen como pensando ¡¡¡que Yahweh está dormido!!! Amigo, nuestro Elohim viviente el Creador ¡¡¡no está dormido!!! Pero tú no has nacido de nuevo ¡¡¡eres un lobo!!! Yo pido a Yahshua que te de luz para que vengas verdaderamente a la luz de Yahshua y que Él te bendiga y ¡¡¡dejo la justicia para Él!!! Porque todo lo que el hombre sembrare pues eso lo va a recoger. ¡No engañas a Miguel Atalaya! ¡Miguel Atalaya pertenece a Yahshua, a Yahshua Ha Mashíaj! Yo le digo: “¿le mando o no le mando? Mira Adón, nunca ha querido ofrendar ¡y ha recibido tanto!”… ¡Mándale!... obedezco, obedezco amigo, y dices que eres cristiano evangélico, y dices que eres pastor, dices que eres obrero… ¡qué bendición cuando recibís el paquete pero no mandáis las ofrendas! ¡años han pasado! ¡ya, ni os acordáis! Pero un nacido de nuevo sí se acuerda de todo y mi Papito Celestial lo tiene ¡apuntadico allí! ¡en el Trono! Hay un ángel que escribe lo que hacemos.

Es tiempo pues para ti, mis hermanos, que si queréis nacer de nuevo, seréis enseñados por Yahshua en persona ¡en persona, como yo! Llevo 34 años, siempre me ha estado enseñando, me sigue enseñando ¡y lo que me queda por aprender! ¡uy, uy, uy! Pero una cosa os digo ¡cuánto más a solas, mis hermanicos y hermanicas, estéis con Yahshua mejor! A solas en vuestra habitación, en el coche, etc. o si estás trabajando en la máquina ¡pídele ayuda a Yahshua, que te ayude a hacer ese trabajo, Él sabe todos los trabajos! ¡pídele al Padre en el Nombre de Yahshua Ha Mashíaj que te salgan los trabajos!, y en Yahshua salen los trabajos en la fábrica, en la oficina ¡perfectos! ¿Y qué pasa? Que al hacer los trabajos perfectos ¡que los hace Yahshua! ¡ te ascienden de puesto y te dan mejor sueldo! Recuerda, todos los hijos verdaderos de nuestro Elohim viviente Yahweh Yahshua ¡somos cabeza, no cola! recuérdalo. Tened confianza en Yahshua y en Jerusalén Celestial ya nos encontraremos ¡hombre!

Si deseáis tener ese encuentro real y personal con Yahshua porque sé que el Espíritu de Yahshua os está llamando a todos los Goyim, a los Gentiles, a los religiosos, es ahorita el momento de rendir vuestras vidas a Yahshua ¡totalmente! Y pasaréis de esa primera muerte espiritual a Vida ¡a Vida en Yahshua! Y seréis libres de vuestro adversario, seréis transformados en Yahshua. Si lo deseas repite conmigo: “Adón Yahshua, sé que tú has muerto por mí en la estaca de ejecución, en el madero, derramaste tu preciosa sangre por mí y resucitaste, estás vivo. Tú conoces mi corazón, tú sabes mi vida. Perdóname, perdóname por todo lo que te he ofendido desde que salí del vientre de mi madre hasta este momento. Entra dentro de mi corazón, límpiame con tu preciosa sangre, ¡sálvame! Oh mi Adón, te rindo totalmente mi alma, mente, carne, espíritu, emociones, sentimientos y voluntad, y hasta mi libre albedrío. ¡Poséeme! Y úsame como tú quieras. Me rindo totalmente a ti y consagro mi vida a ti. Gracias Papito, gracias Papito lindo por haberme hablado directamente a mi vida. Porque ahora sé que verdaderamente tu Hijo Yahshua ya está en mí. Gracias, gracias, gracias ¡te adoro, te alabo Papito lindo! Gracias, gracias BeShem Yahshua Ha Mashíaj. Amén, amén y amén.

BeShem es: en el Nombre; de Yahshua Ha Mashíaj porque escrito está para los nacidos de nuevo, para los que ya hemos redimido nuestros corazones en la sangre del Cordero de nuestro Elohim viviente Yahshua, que todo lo que pidamos a nuestro Elohim viviente a nuestro Padre Celestial Yahweh en el Nombre de Yahshua, sin dudar, lo recibimos conforme Su voluntad ¡está escrito!, está escrito, y esperamos pacientemente en Sus bendiciones. Pedimos y recibimos. Los cristianos evangélicos pedís pero no recibís porque pedís mal, porque estáis invocando “dioses paganos”, “elohim paganos”, porque no habéis rendido verdaderamente vuestras vidas a Yahshua el Mashíaj. Él conoce el corazón. Él es nuestro Creador. ¿Cuántos sois llamados y le rechazáis? Cuando oyes la voz de tu Creador ¡no te resistas! ¡ve a la luz! ¡ve a Yahshua! Y Él te limpia y cuida tus heridas, les echa aceite y vino, y con su preciosa sangre somos redimidos.

Gracias te doy Papito lindo por éste mensaje tan lindo que tú nos has dado. Gracias, gracias, gracias, ¡sigue enseñando a Tu pueblo redimido por Tu preciosa sangre! ¡sigue rescatando a las Dos Casas de Israel y al extranjero! Gracias, gracias, gracias mi Elohim viviente ¡gracias porque tú reúnes a tu pueblo en ti Yahshua el Mashíaj! ¡nos reúnes espiritualmente, físicamente! ¡gracias por hacernos cabeza y no cola! Gracias Papito lindo ¡¡¡por todo!!! BeShem Yahshua Ha Mashíaj. Amén, amén y amén.

¡Mirad!, podéis chequear Su página, la página de Yahweh Yahshua: www.laplumadivina.com ahí tenéis el Tanaj. El Tanaj y el Brit Hadasha es la Biblia (para que entendáis) del hebreo al español, podéis descargarla gratuitamente y chequearla con las que tenéis ¡ya veréis qué sorpresas más guapas os vais a encontrar!, y todos los Estudios, y los audios, estos mensajes, pues están en www.laplumadivina.com Los podéis descargar gratuitamente, si sois nacidos de nuevo verdaderamente ofrendaréis en la página, si no lo sois pues recordad que los avaros ninguno entra en el Reino de los cielos ¡lo dice Yahshua!

Que Yahshua os rebendiga grandemente a todos los oyentes que hacéis La Palabra porque el nacido de nuevo ¡vive La Palabra! ¡la vive La Palabra! ¡yo la vivo! ¡hace 34 años que vivo La Palabra! Él me enseña ¡y lo que me queda por aprender…! ¡lo que me queda por aprender! Si Yahshua está en vosotros ¡es fácil!, si Yahshua no está ¡imposible! ¡¡¡no hay término medio!!! ¡¡¡Todo lo puedo en Yahshua que me fortalece!!! ¡¡¡más, no vivo yo, Miguelín!!! ¡¡¡Yahshua vive en el cuerpo del Miguelín!!! ¡¡¡en el corazón!!! ¡¡¡en todas partes!!! ¡¡¡Ya no me pertenezco!!! ¡¡¡Pertenezco a Yahshua el Mashíaj!!!

¡¡¡Shalom!!!


Pastor Miguel Atalaya


©Ministerio La Pluma Divina

.

jueves, 26 de agosto de 2010

¡¡Arrepentíos!!

(Mensaje emitido en la (((Radio LaPlumaDivina))) en vivo el 23 de agosto de 2010)

¡Baruj HaShem Yahweh!
¡Bendito el Nombre de Yahweh! Nuestro Elohim viviente. Creador de los cielos. Creador de la tierra. Creador del ser humano.

Yahweh es el Verdadero Nombre. Yahweh es el único Elohim viviente. ¡Yahweh! Él nos ha creado. En otras “Biblias” pone “Jehová” pero Jehová no es el Nombre del Elohim viviente ¡es Yahweh! Durante muchos siglos ha estado el Nombre de Yahweh escondido. Ni ha satán quería que se diese a conocer el Nombre de Yahweh de su Creador. Ni los hombres ni los rabinos ortodoxos, los religiosos judíos, querían dar a conocer el Nombre de su Creador ¡y menos que las Naciones se enterasen! Pero estamos en el último tiempo, en el tiempo de nuestro Elohim viviente Yahweh, y está escrito que en el último tiempo Él mismo iba a hacer que su Nombre sea reconocido por todas las Naciones, que los seres humanos conozcan verdaderamente el Nombre del único Creador: ¡¡¡Yahweh!!! Por tanto, no les ha servido de nada… a los que han negado ¡y siguen negando!, el precioso Nombre de nuestro Creador que es: ¡¡¡Yahweh!!! A ha satán le interesaba que la criatura humana no supiese el Nombre de su Creador y el nuestro. A ha satán le interesaba ¡y le interesa!, que los hombres, el ser humano, siga invocando “elohim” paganos, o sea “dioses” para que entendáis, y millones y millones de seres humanos hoy en día, siglo XXI, siguen el engaño de ha satán. Siguen invocando nombres paganos ¡por eso no recibís! Por eso las oraciones no pasan del techo ¡como digo yo! Porque no hay peor cosa que invocar nombres paganos ¡es abominación para con nuestro Elohim nuestro Creador Yahweh! El Mundo entero sigue invocando “elohim”, “dioses”, paganos y el Mundo entero sigue en el engaño. Es tiempo, pues, para ti amigo que invoques y des gloria a nuestro Elohim viviente Yahweh y al único Salvador que es: ¡¡¡Yahshua!!! Fuera de Yahshua no hay salvación para nadie. Fuera de Yahshua el Mashíaj el ser humano no tiene salvación ¡lo pinten como lo pinten!

Toda persona que quiere pasar la eternidad en el cielo tiene que pasar primero por Yahshua el Mashíaj. No es por “Jesús” como en las “Biblias” pone. Jesús es un invento de ha satán que pasó por los griegos y por Roma, en español: Jesús de Nazaret; en inglés: “Yisas” (pronunciado) y en otros idiomas como le queráis llamar… Pero los nombres propios ¡no se pueden traducir como al hombre le da la gana! Porque Yahweh se manifestó, el Elohim viviente, al pueblo hebreo, a los israelitas y en la Biblia, en la senda antigua, viene del hebreo ¡no del inglés! ¡o del polaco! ¡o del italiano! La Palabra fue dada a los hebreos, israelitas, a Efraín y a Judá, y el Nombre Verdadero en hebreo: ¡¡¡Yahweh!!! Y el del único Salvador del único Mediador es: ¡¡¡Yahshua!!!, el Mashíaj, o Yahshua de Nazareth. Si buscaseis verdaderamente el rostro de nuestro Creador Él se te manifiesta, si no lo buscáis… ¡pues no se manifiesta! Es tiempo, pues, para ti amigo que te des cuenta de lo que estás practicando en tu vida cotidiana desde que saliste del vientre de tu madre ¿qué es lo que estás practicando?

Porque todo ser humano al nacer del vientre de nuestra madre ya nace espiritualmente muerto con la primera muerte espiritual que viene desde que Adán y Eva cometieron la primera desobediencia ¡una desobediencia! ¡entró el pecado en el Mundo! Por una desobediencia todos los seres humanos nacemos de nuestra mamá con la primera muerte espiritual. Para entender las Sagradas Escrituras, la Biblia, tendremos que nacer de nuevo ¡son palabras de Yahshua!, nuestro Elohim viviente nuestro Creador. Si queremos pasar la eternidad en el cielo, tendremos que pasar por la Puerta… ¡sólo hay una Puerta! ¡sólo hay un único Camino! Y la puertica y el camino es Yahshua. Él es el único Salvador único Mediador que hay entre nuestro Elohim nuestro Creador Yahweh y los hombres. Muchos pretendéis pasar la eternidad invocando dioses paganos, elohim paganos, inventos de hombres, doctrinas de demonios.

¡Mirad! Todo nacido de nuevo. Todo ser humano que nace de nuevo de agua y del Espíritu de nuestro Elohim Yahweh, Yahweh le da a conocer Su Verdadero Nombre, pues Yahweh nuestro Elohim sabe, y sabía, de antemano cómo ha satán iba a engañar al ser humano, cómo ha satán iba a seducir al ser humano, cómo ha satán iba a usar hombres caídos, hombres que arrastran la primera muerte espiritual, cómo iban a escribir las Biblias y qué nombres iban a poner… Nuestro Elohim el Creador ¡Él sabe todo! ¡Él sabe nuestro futuro! El ser humano no conoce el futuro. El ser humano ¡tiene la mente de pollo! (como dice alguno por ahí…).

En muchas sectas o religiones pensáis que con vuestros ritos y vuestras oraciones y vuestros ayunos y vuestras peregrinaciones y vuestras procesiones… que así se consigue el favor de “Dios”… de nuestro Elohim viviente de nuestro Creador… ¡eso es un engaño de ha satán! Porque ni vuestros ritos ni vuestras oraciones ni vuestras procesiones ni vuestras peregrinaciones ni vuestros sacrificios… os llevan al cielo… porque habéis desechado la Toráh, habéis desechado a nuestro Elohim viviente Yahweh y habéis desechado la Puerta, el único Camino, la senda antigua que es ¡¡¡Yahshua!!! El único Salvador, el único Mediador y fuera de Yahshua el Mashíaj no hay salvación para nadie. En las Biblias occidentales “Jesús de Nazaret”. Jesús de Nazaret o “Jesucristo” es nombre pagano. Jesús en español, ya os lo digo, a los “Jesús” se les llama “Chuchín” ¿a qué estáis invocando? Nombres paganos. ¡Sí, tenéis Biblias! Pero no buscáis al Creador. ¡No lo buscáis con un corazón sincero! Y cuando el ser humano no busca a su Elohim viviente a su Creador con el corazón contrito y humillado, pues ese ser humano sigue en su engaño. Pero cuando el ser humano busca a su Creador con el corazón contrito y humillado ¡se arrepiente de su iniquidad! Yahshua se manifiesta a esa persona, a ese ser humano y ese ser humano nace de nuevo de la parte de nuestro Creador Yahweh. Él pone Su Espíritu en nosotros y ese ser humano ¡adora en espíritu y en verdad a nuestro Elohim viviente Yahweh! Pero si el ser humano que arrastra la primera muerte espiritual no tiene el Espíritu de su Elohim viviente de su Creador ¿con qué espíritu está adorando? ¿con qué espíritu si estás muerto espiritualmente? Porque todo ser humano que arrastra la primera muerte espiritual ¡es esclavo de ha satán! ¡es hijo de ha satán! Y ese ser humano practica lo que ha satán le indica.

Si oyeres ahorita la voz de tu Creador pues no endurezcas tu corazón porque por la gracia de nuestro Elohim viviente Yahweh estás recibiendo éste mensaje y Él te está dando ahorita entendimiento. Él te está hablando a tu corazón. Él está tocando la puerta de tu corazón para que te reconcilies verdaderamente con tu Creador como el Creador lo ha establecido a través del único Salvador que es ¡¡¡Yahshua!!! Del único ¡¡¡único!!! ¡¡¡es Yahshua!!! Fuera de Yahshua ni tú ni yo tenemos salvación. ¡¡¡Es tiempo que te des cuenta!!! que tú jamás ¡¡¡jamás!!! podrás entender la Toráh, el Tanaj, el Brit Hadasha, es decir: la Toráh, “Pentateuco”, cinco primeros libros de tu Biblia; el Tanaj, “Antiguo Testamento”; el Brit Hadasha, “Nuevo Testamento”. Si tú arrastras la primera muerte espiritual ¡¡¡jamás, jamás, jamás!!! lo vas a entender; porque para entender, comprender y ponerlo por obra es necesario que tengamos el Espíritu de nuestro Elohim viviente de nuestro Creador Yahweh. Cuántos hay por ahí que se han hecho maestros en su propia opinión. Cuántos religiosos, sacerdotes, pastores, apóstoles, evangelistas, maestros, os habéis hecho “maestros” en vuestra propia opinión, arrastrando la primera muerte espiritual, hacéis creer a los hombres que no son pastores, que no son evangelistas… que son normales… ¡que sabéis mucho! ¡y no sabéis NADA! Porque todo ser humano que arrastra la primera muerte espiritual ¡¡¡está muerto en sus delitos y pecados!!! Enseñáis mandamientos de hombres y doctrinas de demonios llevando a muchas almas a la condenación eterna. Almas incautas que se dejan engañar porque también arrastran la primera muerte espiritual. Yahweh en su infinita misericordia nos dio a Su Hijo unigénito para que todo aquel que en Él crea ¡¡¡no se pierda!!! ¡¡¡más tenga vida eterna!!! ¡¡¡en Yahshua!!! ¡¡¡en Yahshua!!!

Yahweh envió La Palabra, La Palabra es Yahshua. Por Él fueron hechos los cielos, la tierra, el ser humano. Él es el Elohim viviente nuestro Creador. Y Él, Yahshua, nos dio las Instrucciones, sus mitzvot, sus mandamientos, que están escritos en los cinco primeros libros de la Biblia, llamados Toráh. Toráh significa instrucciones, mandamientos. Y los cristianos habéis rechazado la Toráh. ¡Los cristianos habéis rechazado el Pentateuco! Y quien rechaza los Mandamientos, las Instrucciones ¡está muerto espiritualmente! Los religiosos rechazaron la Toráh, los religiosos occidentales, y otros países. Porque el religioso hebreo no ha rechazado la Toráh, solo que ha añadido mandamientos y doctrinas de demonios. Y ningún religioso, sea hebreo o sea occidental, puede entender la Toráh si no ha nacido de nuevo de agua y del Espíritu de nuestro Elohim viviente Yahweh. Religioso judío o religioso latino… ¡religioso es! Ningún religioso entrará en el Reino de los cielos sino el que ha nacido de nuevo, el que es guiado por Yahshua que es el Pastor de pastores. A los hombres religiosos os gusta alardear de “cargos”, que os llamen “rabí” (eso para los judíos), últimamente hasta a los occidentales les gusta que la gente los llame “rabí” cuando escrito está: “sólo hay un Rabí que es Yahshua” ¡sólo hay un Rabí que es Yahshua! Él es nuestro Rabí o “Roe”… como queráis llamarle… ¡el único! Él es nuestro Pastor. Él es nuestro Maestro. Él es nuestro Guía. ¡¡¡No entendéis porque no buscáis!!! No lo buscáis con un corazón contrito y humillado.

Porque si tú naces de nuevo de agua y del Espíritu de nuestro Elohim Yahweh. Él te da el entendimiento. Él te da el conocimiento. Él te da la sabiduría. Y aunque Él te haya nombrado pastor, por ejemplo, tú no alardeas de ese ministerio que el Pastor de pastores te ha dado sino que siempre hablarás y dirás que el Pastor de pastores es Yahshua el Mashíaj. No buscarás la gloria para ti para ser honrado por los hombres sino que buscarás que el Nombre de tu Elohim viviente de tu Pastor de tu Rabí sea Yahshua. ¿Comprendéis? Yo soy discípulo de Yahshua el Mashíaj, yo soy alumno de Yahshua el Mashíaj, Él es mi Pastor y deseo ardientemente que todos los seres humanos lo conozcan a Él ¡¡¡a Él!!! No deseo que me conozcáis a mí ¡ni por foto! ¡¡¡ni por foto!!! Deseo que tengáis ese encuentro real, verdadero, con Yahshua el Mashíaj. Él es el que vino a morir en la estaca de ejecución. Él es el que derramó su preciosa sangre y a través de su sangre tenemos el verdadero perdón de nuestras rebeliones, nuestras iniquidades, a través de la sangre que Yahshua derramó en la estaca de ejecución las maldiciones desaparecen de nosotros y las enfermedades. Y Él resucitó. En otro tiempo yo estaba muerto espiritualmente, ahorita estoy vivo en Yahshua.

Todo discípulo de Yahshua, verdadero, desea ardientemente que sus vecinos, amigos, parientes y enemigos conozcan a Yahshua, no que le conozcan a uno ¡no que le conozcan a uno! Yo deseo que todos los que me estáis escuchando lo conozcáis a Él ¡a Yahshua el Mashíaj!, para que seáis salvos, para que tengáis vida, para que seáis bendecidos, para que no andéis más en maldición tras maldición. Todo discípulo de Yahshua desea que el Nombre de nuestro Elohim viviente Yahweh nuestro Papito Celestial sea loado y glorificado ¡eso es tener comunión íntima con el Elohim viviente Yahweh Yahshua! Todo ser humano que nace de nuevo es guiado por el Espíritu de nuestro Elohim Yahweh ¡es enseñado por Yahshua! Y el Espíritu, el Ruaj HaKodesh, el Espíritu de Yahshua, el Espíritu de nuestro Elohim viviente, de nuestro Creador, nos lleva a la Toráh. Nos lleva a leer la Toráh. Nos enseña la Toráh, que son las Instrucciones de nuestro Creador. Por tanto, cristianos ¡basta de engaño! ¡basta de seguir engañando y hacer el juego a ha satán! ¡¡¡basta!!! Porque los cristianos sois antiToráh. Habéis desechado las Instrucciones, los Mandamientos de nuestro Elohim de nuestro Creador y os habéis hecho maestros en vuestra propia opinión y vais engañando a las gentes diciendo que “Dios” os ha llamado para ser sacerdotes, cardenales, papas, apóstoles, pastores, profetas, etc., etc., etc., pero estáis enseñando, y esto viene de muy atrás, estáis enseñando que la Toráh es solamente para los judíos y que eso es ¡judaizar!... cuando la Toráh son las Instrucciones dadas de nuestro Elohim Yahshua para las Dos Casas de Israel y para el extranjero, es decir, ¡para TODOS los seres humanos! A ha satán no le ha interesado jamás que la criatura humana, el ser humano, conozca las Instrucciones, los mandamientos, los mitzvot, dados por nuestro Creador y así sigue el engaño, así sigue el fraude porque a ha satán le interesa que el ser humano se pierda.

A ha satán le interesa que cuando el ser humano se muere físicamente, al no saber las Instrucciones dadas por el Creador, el alma de esa persona va a pasar la eternidad en el Infierno. ¡El Infierno está lleno de religiosos! ¡de sacerdotes! ¡de pastores! ¡de líderes! que han estado enseñando mandamientos de hombres y doctrinas de demonios, que han estado invocando dioses paganos, elohim paganos. ¡El Infierno está lleno de esa clase de criaturas humanas!, que arrastraban la primera muerte espiritual. No fueron enseñados por nuestro Creador Yahweh. No fueron enseñados por Yahshua. Fueron enseñados por sus intelectos carnales. Fueron enseñados por ha satán. Porque todo ser humano que arrastra la primera muerte espiritual es hijo de ha satán. Porque del corazón salen los malos pensamientos, adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, idolatría, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, herejías, borracheras, cobardías, homosexualidad, ¡¡¡todo lo que es pecado!!! ¡¡¡y eso proviene de ha satán!!! ¡¡¡y el que practica estas cosas es hijo de ha satán!!! ¡¡¡es esclavo del pecado!!! Ningún desobediente a la Toráh entrará en el Reino de los cielos ¡¡¡ninguno!!! Y los cristianos hoy en día, en todas las denominaciones, habéis desechado las Instrucciones, los Mandamientos de nuestro Elohim Yahshua ¡por eso ni os enteráis! Por eso rezáis y no recibís; porque rezáis mal. Oráis y no recibís; porque oráis mal. Por eso de tanta angustia en el corazón de los seres humanos, de tanto miedo, de tanta duda, etc. El miedo no es de Yahshua. No es de nuestro Creador. El miedo es de ha satán y las angustias también y las dudas también.

Hoy en día hay mucho falso profeta ¡mucho falso profeta! Que están en vuestras iglesias. Que sólo buscan lo suyo propio: ser reconocidos, tener fama, dinero… ¡para ellos! ¡¡¡Tener fama!!! ¡¡¡Soy el profeta de la “equis” iglesia!!! ¡¡¡Y así dice Jehová!!! ¡¡¡Así dice Jehová!!! ¿¿¿Cómo va a decir Jehová??? ¡¡¡Jehová significa DESTRUCTOR para que te enteres!!! Si tú eres un verdadero hijo de nuestro Elohim viviente de nuestro Creador Yahweh, Él te dirá lo que tienes que decir; pero no precisamente pondrá en tus labios que digas Jehová, ni que digas Jesús… Si tú has nacido verdaderamente de nuevo, tú has leído que los que somos nacidos de nuevo somos guiados por el Espíritu de nuestro Elohim de nuestro padre celestial Yahweh. Si somos guiados por el Espíritu de Verdad, el Espíritu de mi Padre Celestial ¡¡¡no habla así!!! El espíritu de ha satán ¡¡¡sí habla así!!!

Ha satán vino para robar, matar y destruir al ser humano. Ha satán vino para que cuando te mueras físicamente aparezcas en el Infierno ¡aparezcas en el Infierno! Religioso o no religioso, ningún mentiroso entrará en el Reino de los cielos; ningún homosexual. Y hoy en día, hoy en día las iglesias cristianas evangélicas aprueban la homosexualidad y montan iglesias cristianas evangélicas homosexuales. ¡Os habéis leudado! La apostasía está en el Mundo. Ya empezó Roma, el Vaticano, ¡hace muchos siglos eh!, enseñando antiToráh ¡antiToráh! La iglesia cristiana evangélica sigue con la enseñanza de su madre la ramera Roma ¡antiToráh! Los cristianos vais con la antiToráh desechando las Instrucciones del Creador. ¡¡¡No os puede ir bien la vida!!! Normal que tengáis miedos y angustias y depresiones en vuestro corazón. Normal que los psiquiatras estén llenos, los psicólogos. Normal que vayáis al psiquiatra mundano ¡total son igual que vosotros! O al curandero o al santero, o al espiritista. ¿Cuántos cristianos evangélicos?... ¿cómo, vuestro “Jesús” no os cura?... Vais a los médium, a los espiritistas, a los curanderos, a los psiquiatras, a los psicólogos… y los hospitales ¡¡¡están llenos de enfermos!!! Porque no habéis confiado, no habéis perseverado en Yahshua, es más… ¡¡¡desecháis el Nombre de Yahshua!!! ¡¡¡que es el Verdadero!!! A vosotros os han enseñado que es “Jesús”… y seguís… con “Jesús”… Esto es lo mismo que dicen los cristianos católicos: “yo moriré como mis padres, a mí me han enseñado a ser devoto de la virgen “María” de la religión católica de Roma” ¡¡¡los cristianos evangélicos hacéis lo mismo!!! “yo moriré como me han enseñado, es el nombre de “Dios” es “Jehová” y “Jesús” de Nazaret” ¡¡¡son nombres paganos!!! ¡¡¡Y las Biblias occidentales están trasgiversadas!!! Porque no fueron verdaderamente del hebreo, que es la senda antigua.

Cuando Yahshua a mí me sacó del cristianismo católico apostólico romano me vinieron las ganas enseguida y busqué… pero no encontré… ¡¡¡la Biblia del hebreo al español!!! Y se lo pedí… ¡hasta que me llegó! Y cuando me llegó la Biblia del hebreo al español la coloqué en la www.laplumadivina.com que está a disposición de todos ustedes. Porque Yahweh sacó, liberó a los hebreos de Egipto. Los metió en el desierto para ser discipulados por Yahshua. Y luego entraron en la Tierra Prometida ¡los que fueron obedientes! ¡¡¡los que fueron obedientes!!! Porque muchos murieron, ¡ese pueblo rebelde y tozudo de hebreos!, en el desierto. Entraron Josué y Caleb con la otra generación.

Por una desobediencia entra el pecado en un corazón ¡eh! Por la desobediencia de Adán y Eva, la maldición vino sobre toda la raza humana. Pero Yahshua en Su infinita misericordia ¡¡¡avisa al ser humano!!! ¡¡¡le llama para que se reconcilie verdaderamente con Él!!! Muchos son los llamados y pocos los escogidos. A muchos, hoy en día, Yahshua el Pastor de pastores les está llamando, a las Dos Casas de Israel esparcidas por todas las Naciones ¡¡¡y al extranjero también le está llamando!!! Muchos son los llamados pero pocos quieren obedecer, están bien acomodados, ya se han acostumbrado ¡como el borrico a los palos! No quieren dejar sus “estatus”, sus “honorabilidades” ¡¡¡no quieren, prefieren seguir engañando y siendo engañados!!! No quieren volver al Creador. No quieren pasar por la Toráh. No quieren servir a Yahshua. ¡Quieren servirse de Yahshua! Yahshua está llamando a Su pueblo para que entren en Su reposo. Para que entren a las bodas del Cordero de nuestro Elohim viviente Yahweh. Pero la gente, el pueblo, no quiere arrepentirse, no quiere reconciliarse verdaderamente con un corazón contrito y humillado. Y si la gente no va a Yahshua con un corazón contrito y humillado, esa persona no nacerá de nuevo. ¡No va a ser al modo de la criatura humana! ¡¡¡Es al modo que Yahweh nuestro Elohim viviente lo estableció: que solamente hay un único Salvador que es Yahshua el Mashíaj!!! Y fuera de Yahshua ¡no hay nada que rascar! Fuera de Yahshua no hay salvación para nadie ni sanidad.

Estas señales seguirán a los que son mis discípulos: en mi Nombre echarán fuera demonios, hablarán nuevas lenguas, impondrán las manos a los enfermos y quedarán sanados… ¿en qué Nombre?... ¿en el nombre de Jesús? ¿griego? ¿occidental? ¿o en el Nombre de Yahshua el Mashíaj? Porque es en el Nombre de YAHSHUA el Mashíaj. ¡¡¡Es en el Nombre de Yahshua el Mashíaj!!! Ha satán sabe perfectamente el Nombre del Creador, fue creado también como tú y como yo, el fue creado como arcángel ¡pero claro!, nosotros como seres humanos, creados por nuestro Elohim viviente nuestro Creador Yahweh Yahshua. Ha satán conoce antes que el ser humano estuviese aquí en la Tierra el Nombre de su Elohim de su Creador viviente ¡lo estuvo adorando en el Tercer Cielo! Cuando se revolvió fue arrojado al Segundo Cielo hasta la Tierra. El ser humano que se cree tan inteligente, tan sabio, en su propia opinión, no se da cuenta de que arrastra la primera muerte espiritual porque como ya desechó la Toráh… como ya desechó la Biblia… Ha satán consiguió que la criatura humana, el ser humano, desechase las Sagradas Escrituras, el Manual de nuestro Elohim viviente Yahweh. ¡Eso, lo ha conseguido ya! Ha satán montó la religión. ¡Todas las religiones son guiadas por ha satán eh! ¡y sectas! ¡y políticas! ¡y filosofías! ¡y teorías! ¡¡¡todas!!! Él es inventor de todos los males. Ha satán sabía que si el hombre desobedecía la Toráh, ese hombre iba a andar en maldición. Ha satán sabía que si conseguía que el ser humano se apartase de su Creador, tenía el alma de ese ser humano. ¡Veis cómo no es tan tonto! Y el ser humano, cristianos evangélicos que insultáis, que os mofáis, que os reís de ha satán ¡¡¡ni lo conocéis!!! ¡¡¡Como tampoco conocéis a Yahshua el Mashíaj!!! Cuántos me venís que estáis “en victoria”… ¿¿¿en qué victoria??? ¿¿¿si verdaderamente vuestros corazones no han sido redimidos por la sangre de Yahshua??? ¿¿¿si amáis el pecado??? ¡¡¡practicáis el pecado!!! ¡¡¡desecháis la Toráh!!! ¡¡¡desecháis las Instrucciones dadas por nuestro Salvador!!! ¡¡¡el único, Yahshua!!! ¡¡¡No habéis nacido de nuevo!!! Y si no habéis nacido de nuevo y morís físicamente ¡¡¡el Infierno os espera!!!

No entendéis las Escrituras porque para entender las Escrituras verdaderamente tenemos que ser enseñados por Yahshua personalmente, individuo por individuo, persona por persona, en tu intimidad. Es tiempo, pues, para ti mi hermanico, mi amigo, ¡que no seas como las diez vírgenes! Sé como las cinco vírgenes que estuvieron esperando al esposo, eran diez: cinco vírgenes tenían aceite en sus lámparas, eran diligentes, estaban esperando al esposo (el esposo es Yahshua); las otras cinco eran perezosas, negligentes, y no tuvieron aceite cuando vino el esposo, es más, al oír que ya venía el esposo (o sea Yahshua), esas cinco negligentes, vagas, perezosas, les pidieron a las otras cinco un poquico de aceite y las otras dijeron “ir a comprar” y se fueron a comprar para que no les falte… vino el esposo y se llevo a las cinco a las bodas ¡y cerró la puertica!... y las otras cinco, ya venían con el aceite, llamaron “Adón, Adón, ábrenos la puerta que ya tenemos…” ¡apartaos de mí hacedores de maldad que no os conozco!

Muchos son los llamadicos y le decís a Yahshua: “ahora NO, que tengo un negocio voy a estrenarlo, que tengo que casarme, que me han dado unos bueyes voy a probarlos, ahora NO, ahora NO”. Cuando escucháis el llamado le decís a Yahshua: ¡NO! ¡NO! ¡NO! ¡¡¡y se cierra la Puerta!!! Y entonces es cuando empezáis a llamar: ¡Adón, Adón, ábrenos la Puerta!, y se oye una voz: ¡APARTAOS DE MI HACEDORES DE MALDAD QUE NO OS CONOZCO! Muchos son los llamados pero le dais la espalda al único Salvador al único Mediador que es Yahshua. Muchos son los llamados y no os atrevéis a ir a Él porque amáis las tinieblas, el pecado que está en vuestro corazón. El pecado de engaño, de fraude, de mentira, de saqueadores, de mamones, ¡no dais la gloria a Yahshua! ¡¡¡queréis más!!! ¡¡¡sois insaciables!!! Queréis que Yahshua os ayude. Queréis que Yahshua os sane. Pero Él os pide que le sigáis ¡¡¡y no le seguís!!! Yahshua os ha dado a conocer Su Verdadero Nombre y preferís seguir invocando nombres paganos. Yahshua os dice que vayáis a la Toráh a Sus Instrucciones y decís: “la Toráh es judaizar” y eso no es judaizar porque la Toráh son las Instrucciones del Creador para todos los seres humanos, para que no caigáis en el error de ha satán, pero escucháis mejor la voz de vuestro “dios”, de vuestro “elohim”, de vuestro “padre” ha satán porque amáis el pecado y la paga del pecado es la muerte.

Todo ser humano nacemos con la primera muerte espiritual, en pecado, creemos que estamos haciendo lo bueno en nuestra religión, en nuestra secta, en nuestra política, en nuestra teología… ¡pero no es así! Ha satán es muy astuto, sutil, engañador, es el rey de los disfraces, el rey de los engaños, el asesino número uno ¡¡¡ese es ha satán!!! La misión de ha satán es llevar a toda la raza humana al Infierno. La misión de ha satán es que no leáis la Toráh. Que no acreditéis, que no creáis en vuestro Creador y él os hace creer que por su culpa (de Yahweh, de nuestro Creador) vienen las guerras y las inundaciones, los terremotos, los niños se mueren de hambre… ¡¡¡y es por el pecado que está en el corazón del ser humano!!! ¡¡¡ha satán hace eso!!! ¿Y cuántos de vosotros, oyentes, lo pensáis así? Y es porque el corazón, el mal está en el corazón del ser humano que arrastra la primera muerte espiritual. ¿Cuántas vírgenes en vuestras iglesias cristianas, cuántos seres humanos, cuántos cristianos no tenéis aceite? Sois perezosos, negligentes, sois incapaces de ofrendar. El obrero es digno de su salario, vosotros vais a trabajar por un sueldo, los discípulos de Yahshua no tenemos sueldo, pero debemos abrir nuestras bocas para que Él hable a través nuestra. Es Él el que está llamando al arrepentimiento a las Dos Casas de Israel y al extranjero, es decir, ¡A TODOS!

La Palabra no es para juzgarla ¡¡¡es para obedecerla!!! Si no eres nacido de nuevo te gusta debatir, juzgar. Si eres nacido de nuevo dejas que Yahshua hable a través de tu corazón, garganta y lengua, y seas el primero en aprender, y los que oigan y lo pongan por obra. Es tiempo, pues, para ti, ¡es tiempo para ti!, que si Él te ha puesto unos talentos más vale que le des con intereses y no hagas como… ¡esconderlo! ¡y si quiere algo Yahshua que me mueva Él! ¡¡¡Hay muchos de esos!!! Que reciben ofrendas… “si quiere algo de mí que me mueva Él”. Hay muchos que son sanados… “si quiere algo de mí que me mueva Él”, “Él me tiene que dar la salud”, “Él me tiene que dar el trabajo”, “Él me tiene que dar para la renta”, “Él me tiene que dar todas mis necesidades”… y cuando Él te pide que le sirvas, que te arrepientas ¡¡¡le das la espalda!!! Muchos los llamados y pocos los escogidos. Entonces vienen las maldiciones sobre ti más fuertes que antes ¡¡¡siete espíritus peores que los que tenías antes y maldición tras maldición!!! Si habrías leído la Toráh ahí están las bendiciones y las maldiciones. Como desechaste la Toráh, no te has enterado que ahí están las bendiciones y las maldiciones. Y al desechar la Toráh y no nacer de nuevo, no te has enterado que has desechado al único Salvador al único Mediador que es Yahshua el Mashíaj. Él escribió con Su propio dedo y le dio la Toráh a Moisés. Él puso las Instrucciones. Y Él puso las maldiciones… ¡obedeces y todo te irá para bien!, ¡no obedeces, pues todo te irá para mal! Tú tienes tu libre albedrío pero todo nacido de nuevo, verdaderamente, rinde su libre albedrío al Creador. Tú piensas que tú tienes tu libre albedrío pero resulta que tú perteneces a ha satán. Es tiempo, pues, para ti amigo que te des cuenta. ¿Cuántos añicos vas a vivir físicamente? ¿Lo sabes? ¡No lo sabes!

Pero si desecháis a Yahshua tus añicos de vida física se acortan. Por el pecado que radica en tu corazón. Pero si se sirve en espíritu y en verdad a Yahshua, tus años se alargan y todas las cosicas te van para bien, espiritual, física y económicamente. Los cristianos queréis que os vayan las cosicas para bien desechando la Toráh ¡¡¡jamás os pueden ir bien las cosas, jamás!!! Porque vivís en maldición tras maldición y a muchos ¿cómo os gusta eh? Muchos son los llamaditos, pocos los escogidos. Os voy a contar un ejemplo. Todos venís ahora para Europa a trabajar por una mejor vida. ¡No os importa dejar a vuestras familias en el otro lado del charco!, en Latinoamérica por ejemplo, y venir a Europa por un trabajo digno. ¡No os importa dar el paso aunque la policía de extranjería os tire para atrás si venís sin papeles! ¡si cuela, cuela! Hasta los senegaleses, los africanos, se juegan la vida en pasar el charco en un barquito pequeño, en una patera, y muchos no llegan al destino y mueren en el mar. Vienen en busca de una vida mejor ¡por los euros! ¿¿¿A cuántos Yahshua les está llamando ahorita para servirle a Él en espíritu y en verdad y para eso sí que ponéis pegas???... “es que estoy casado, es que tengo mi trabajo, es que no puedo dejar esto, es que, es que, es que…” ¡Todo son pegas!

Muchos sois los llamados pero se os ha olvidado que la paciencia de nuestro Elohim tiene un límite, Él es justo. Porque muchos, ahorita, que han sido tantas veces llamados, como le han dado tantas veces la espalda, ¡ahora, ni aunque quieran ellos, pueden! Por el pecado, por la iniquidad, por la abominación. ¡Eso le pasó a Israel! Lo tenéis escrito en vuestras Biblias occidentales. Los israelitas desobedecieron a la Toráh. Desecharon a Yahweh su Elohim. Y prefirieron reyes mundanos como tenían los demás países. Desobedecieron las Instrucciones. Y Él les enviaba atalayas, vigilantes, profetas, Elías, etc. y los desechaban y aún muchos mataron y les vinieron las maldiciones y perdieron las guerras. Cuando eran obedientes todo les iba bien, cuando eran desobedientes todo iba para mal ¡hasta el día de hoy, que les va así tan mal! Desecharon la Toráh, añadieron mandamientos de hombres e instrucciones. Desecharon a Yahshua el Mashíaj. Y andan de maldición en maldición. Y fueron esparcidos y muchos cautivos y muchos murieron ¡hasta con Hitler! Por desobedientes, por ingratos. Hoy en día la Nación de Israel ¡es esclava! ¡de Roma! Todas las Naciones quieren que Israel haga lo que las Naciones quieren y eso les pasa por no arrepentirse y buscar al Rey de reyes. Prefieren consejos mundanos que el consejo de nuestro Elohim viviente Yahweh. ¡¡¡Escondieron el Nombre!!! Y hoy en día no se atreven a pronunciar el Nombre Verdadero cuando en la Toráh está escrito que demos a conocer el Nombre de nuestro Elohim viviente Yahweh Yahshua a todas las Naciones. Por una desobediencia ha satán hace estragos, engaña a los seres humanos y nos vienen las maldiciones.

Hoy en día los cristianos y los mesiánicos que están por ahí están deseando hacer turismo: “ir a Israel”. Y como no tienen dinero… ¡piden prestado! ¡se adeudan! Piden prestado para hacer esos viajes, esas vacaciones “a la Nación de Israel”. Dicen… que su “elohim”… que su “dios” les manda… “un sueño, que tal y que cual”… ¡y no entienden porque no han nacido de nuevo! A ha satán le interesa que el ser humano pida prestado y esté de deudas y esté pagando años y años. Cuando los verdaderos hijos nacidos de nuevo ¡¡¡nos pedirán prestado y daremos!!! ¡¡¡seremos cabeza no cola!!! Hoy en día ¡¡¡COLA!!!... los israelitas ¿uhmmmm? Si oyeses ahorita la voz de tu Elohim de tu Creador Yahweh el que te sacó a tus padres de Egipto ¡¡¡el que os sacó!!! no endurezcáis más vuestro corazón y ¡¡¡arrepentíos!!! y convertíos verdaderamente porque Él estableció que solamente hay un único Salvador que es Yahshua el Mashíaj. Él ya vino, el Mashíaj ya vino, hace dos mil y pico años ¡¡¡y no se han enterado!!! ¡¡¡EL QUE MURIO EN LA ESTACA DE EJECUCION!!! ¡¡¡EL QUE DERRAMO SU SANGRE!!! ¡¡¡ES EL CORDERO DE NUESTRO ELOHIM YAHWEH!!! ¡¡¡YAHSHUA EL MASHIAJ!!! ¡¡¡Y RESUCITO, EL ESTA VIVO!!! ¡¡¡EL QUE DIO LAS INSTRUCCIONES A MOSHE!!! ¡¡¡EL QUE DIO LA TORAH!!! ¡¡¡ESE ES YAHSHUA!!! ¡¡¡EL ELOHIM VIVIENTE!!!

Y si oyeses ahorita la voz de tu Elohim viviente, por tu bien, en ti está o vida o muerte, o bendición o maldición. En la Toráh tenéis las Instrucciones. Es la Palabra de nuestro Elohim viviente Yahshua el Mashíaj. Muchos los llamados, pocos los escogidos. Ahora te está llamando a ti amigo. Él te está llamando: YAHSHUA. Él está batiendo, pegando, ¡toc, toc, toc! en la puertica de tu corazón. Si naces de nuevo ¡VIVIRÁS! Si no naces de nuevo ¡MORIRÁS! Si te arrepientes con un corazón contrito y humillado Él te pondrá Su Espíritu en ti. Si no lo haces sinceramente como está escrito ¡en tu pecado morirás! Y las maldiciones te perseguirán ¡todas las que están en la Toráh! Ahí mismo donde estás amigo ¿quieres ser enseñado por Yahshua el Mashíaj? ¿o no puedes dejar tu “estatus” tu “honorabilidad” tu “fama”? con tu honorabilidad, con tu fama, ¡Infierno seguro! Ahí mismo donde estás, Él conoce tu corazón, Él sí sabe tu futuro, Él te está dando la oportunidad de que te reconcilies verdaderamente con tu Creador, Él te está llamando para que le sirvas en espíritu y en verdad y seas bendecido ¡¡¡a su manera!!! ¡¡¡no a la tuya!!! Ahí mismo donde estás ¿deseas tener ese encuentro personal ahorita con Yahshua? Abre la puerta de tu corazón ¡¡¡arrepiéntete!!! ¡¡¡es por tu bien!!! Reconcíliate con tu Creador a través de la sangre preciosa que Yahshua derramó en la estaca de ejecución en el madero, es el Cordero de nuestro Elohim viviente, sin mancha, sin falta: Yahshua el Mashíaj. Invítale a entrar dentro de tu corazón ¡es ahorita, no es mañana! Él te está llamando ¡AHORITA! Invítalo a entrar. Si lo deseas, repite conmigo:

“Adón Yahshua sé que tú has muerto por mí en la estaca de ejecución en el madero. Derramaste tu preciosa sangre por mí y resucitaste ¡estás vivo! Tú conoces mi corazón. Tú sabes de mis desmadres, de mis hipocresías, de mis fantasías, de mi vagancia, de mi pereza, de mis adulterios. Tú me conoces tal como soy. Ante ti estoy totalmente desnudo, desnuda. ¡Perdóname, perdóname por todo lo que te he ofendido!, desde que salí del vientre de mi madre hasta este momento. ¡Entra dentro de mi corazón! Límpiame con tu preciosa sangre. ¡Sálvame! Ayúdame. Oh mi Adón gracias, gracias por haberme hablado directamente a mi vida porque ahora sé que tú ya vives en mí, que tú me has liberado de la esclavitud en la cual yo me encontraba. Gracias, gracias Papito lindo, gracias, gracias por hacerme entender y comprender. Yo creía que estaba todo bien ¡y estaba mal! Gracias, gracias oh mi Adón manifiéstate en mi vida. Sé tú mi Maestro. Sé tú mi Pastor. Sé tú mi Guía. Te entrego totalmente mi alma, mi mente, mi carne, mi espíritu, mis emociones, mis sentimientos, mi voluntad y hasta mi libre albedrío ¡pues tú me has creado! Tuyo soy. Comprado por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca de ejecución. Gracias Papito, gracias. Poséeme. Lléname de ti. Gracias, gracias, gracias. BeShem Yahshua Ha Mashíaj. Amén, amén y amén.”

Si has hecho esta oración con un corazón contrito y humillado ante tu Elohim Yahweh ya sabes que tienes el Ruaj HaKodesh, el Espíritu de nuestro Elohim viviente Yahweh porque lo estás escuchando, porque escrito está: “el Espíritu da testimonio a nuestro espíritu humano que venimos a ser hechos hijos del Elohim viviente Yahweh.” ¡Déjate enseñar por el Espíritu de Vida que está ahorita en tu corazón! A partir de ahorita serás obediente y sumiso y no te valdrás de Yahshua sino que estamos para servir, para eso somos los discípulos de Yahshua para servirle a Él, a Yahshua el Mashíaj. Él vino a servirnos. Cuando Él se hizo hombre, Él vino a servir. Si somos hijos verdaderos estamos para servir a nuestro Elohim viviente con toda nuestra mente, con toda nuestra alma, con todo nuestro ser y con todos nuestros recursos, con nuestros dólares, con nuestros euros, etc., etc., ¡con todo! Porque somos de Él. Todo nacido de nuevo verdadero es agradecido, diligente, y emplea sus dólares y ofrenda para que las buenas nuevas sigan para adelante. Hoy en día hay mucho avaro por ahí entre los cristianos… ¡yo sé que a La Pluma Divina no ofrendáis! ¡soy el administrador! ¡¡¡Yahshua es el Jefe!!! Yo sé… que hay mucho avaro y negligente, descargáis todo de La Pluma Divina, pasáis por la página de los donativos o las ofrendas ¡y esa no la veis! porque sois avaros y tacaños y ningún avaro entrará en el Reino de los cielos ¡está escrito en la Toráh! A mí me podéis engañar, a mi Adón que está en mí: Yahshua el Mashíaj, ¡¡¡no!!!, ¡no os paséis de listos! Buscad, buscad y hallaréis. Pero buscad con un corazón contrito y humillado y naceréis de nuevo.

Y los que acabáis de nacer de nuevo ahorita ¡bienvenidos a la asamblea de los redimidos por la sangre de Yahshua! ¡Serle obedientes! ¡Perseverad! ¡Tened total confianza en Yahshua el Mashíaj! Y por las puerticas de Jerusalén Celestial entraréis porque ahora sois hebreos, judíos, israelitas, en Yahshua el Mashíaj. Como cristianos y paganos no podéis entrar en el Reino de los cielos ¡ninguno! Por una de las puertas de Jerusalén Celestial entraremos si primero somos israelitas, efraítas (Efraín) y judíos (Judá), lavadicos por la preciosa sangre de Yahshua. ¡Recordad!, Él se hizo hebreo y a Su pueblo vino, a los hebreos, a los israelitas. Los doce “apóstoles”, como decís, doce puertas. Como cristianos antiToráh ninguno entraréis por esas puertas de Jerusalén Celestial. Como discípulos de Yahshua obedientes, yo soy hebreo en Yahshua el Mashíaj y por mis antepasados. Él está llamando a Israel, primero que todos los israelitas vayamos a Él para limpiar nuestras vestiduras en la sangre del Cordero de nuestro Elohim Yahshua y Él nos llevará a Jerusalén Celestial, a Israel, a la Ciudad Kadosh ¡Kadosh!

Papi te doy gracias por este mensaje y estas advertencias que tú nos estás dando y estas exhortaciones. Gracias porque siempre nos estás dando, las 24 horas, enseñanza, alimento espiritual para nuestras almas. Bendice a estos nuevos hermanitos y hermanitas. Manifiéstate fuertemente ¡enséñales como me enseñas a mí! Pues tú no haces acepción de personas. Y bendice a todas las Naciones ¡manifiéstate fuertemente! Bendice a los presidentes de las Naciones, a las Fuerzas de seguridad ¡manifiéstate en cada uno de ellos! Gracias Papito, gracias, gracias. Bendice a toda Nación, Pueblo y Tribu. Gracias porque tú estás atrayendo a Tu pueblo a ti. Gracias, gracias, gracias mi Elohim viviente Yahshua. Gracias, gracias por todo BeShem Yahshua Ha Mashíaj. ¡Gracias Papi! Amén, amén y amén.

Podéis chequear la www.laplumadivina.com ahí tenéis la Biblia, para que entendáis, del hebreo al español. La podéis descargar gratis y todo lo que hay en la página ¡y éstos mensajes! Gratuitamente.

Mi nombre es Miguel, discípulo de Yahshua. Atalaya. Atalaya es el ministerio que Él me dio, significa: emisario, vigilante, centinela, el que está en la brecha. Lo tenéis escrito en Ezequiel capítulo 2 y 3. ¡Que Yahshua os rebendiga grandemente! Amén.


©Ministerio La Pluma Divina

.

lunes, 23 de agosto de 2010

¡Te llama!

Yo toco la puerta de vuestro corazón dice Yahshua
(Mensaje emitido en la (((Radio LaPlumaDivina))) en vivo el 22 de agosto de 2010)

¡Baruj HaShem Yahweh!

Yahweh es el Nombre Verdadero del Creador de los cielos y la tierra. Yahweh viene en la Verdadera Palabra del Elohim viviente. Yahweh está escrito en la Toráh, en los cinco primeros libros de las Biblias tanto occidentales como del hebreo al español, en este caso. El Nombre de nuestro Creador, el precioso Nombre de nuestro Elohim viviente, viene bien resaltadico en la Toráh, cinco primeros libros de la Biblia del hebreo al español y en muchas traducciones. La Toráh son las Instrucciones dadas por el Creador para las Dos Casas de Israel y para el extranjero. Las Dos Casas de Israel están esparcidas por todas las Naciones. Los hebreos están escondidos en medio de las religiones del Mundo. Los hebreos están esparcidos por todas las Naciones, están acomodados, tienen sus trabajos en sus países y nuestro Elohim viviente Yahweh está llamándoles para que salgan de en medio de esas iglesias paganas. Yahweh está llamando a todo Su pueblo para que se reconcilien verdaderamente con su Elohim viviente como Él lo estableció a través del único salvador, único mediador, que es Yahshua. Fuera de Yahshua el Mashíaj no hay salvación para ningún ser humano.

Es tiempo pues para ti amigo que si oyeses ahorita la voz de tu Creador aproveches la oportunidad que tu Creador te está dando. La salvación viene por Yahshua, la bendición viene por Yahshua el Mashíaj y la maldición por ha satán. Si tú quieres ser bendecido no tienes más que obedecer la Toráh, si tú desechas la Toráh eres maldecido. Entonces no te extrañe amigo que cuando menos te lo esperas, tú por ejemplo, tu casa es destruida, estás lleno de enfermedades, de ruina, de polilla, no tengas para pagar la renta, no tengas para dar de comer a tus hijos y a ti mismo… ¿por qué? ¿por qué te va tan mal la vida en este planeta Tierra? Porque no obedeces a tu Elohim viviente a tu Creador Yahweh. Nuestro Creador nuestro Elohim viviente te quiere bendecir sólo que tú no quieres obedecer, no le quieres obedecer a tu Creador, te consideras más que tu Creador, quieres ser más que tu Creador, quieres que tu Creador nuestro Elohim viviente Yahweh se contradiga con Su Palabra que nos dejó escrita y nuestro Creador jamás se contradice con Su Palabra, la dejó escrita para que todos los seres humanos o la obedeciésemos o la despreciásemos… ¿en qué lado te encuentras? Porque ahí están las bendiciones y las maldiciones. Yahshua tiene en una mano la bendición para ti y para mí, y en la otra tiene la maldición, muerte. ¿De qué lado estás? ¡Piénsatelo! ¿Verdaderamente estás obedeciendo la Toráh o la estás desechando? Porque si desechamos las Instrucciones, los Mandamientos dados por nuestro Creador jamás nos puede ir bien la vida mientras estamos vivos físicamente en este planeta Tierra. Tú puedes pensar como quieras, tú puedes caminar como quieras, tú puedes decir que tienes libre albedrío, tú puedes hablar lo que te dé la gana pero recuerda amigo tu pensamiento no es el pensamiento de tu Elohim viviente de tu Creador Yahweh, ni el camino que llevas es el camino de Yahweh nuestro Elohim viviente. Pero sí sabes hacer el bien y el mal, sí sabes que si haces el mal todas las cosas te van a salir mal y si haces el bien todas las cosas te van a ir para bien conforme las Instrucciones dadas por nuestro Creador. En tu corazón amigo está el bien y está el mal. El bien bajo tus ojos ¡bajo tus ojos!, y el mal bajo tus ojos, pero hay muchos por ahí que a lo malo le llamáis bueno y a lo bueno le llamáis malo.

Es tiempo para ti que te des cuenta que tu Elohim tu Creador no quiere que te pierdas. Si te pierdes es porque tú has elegido la iniquidad, la rebelión, la desobediencia, la maldad… ¡por eso te pierdes!, por eso las cosas te van de mal en peor. Porque si desobedecemos la Toráh ¡estamos fritos y asados! Si desobedecemos el Manual del Creador jamás te puede ir bien la vida. Esto es lo mismo, por ejemplo, es un ejemplo, hay unas leyes humanas de tráfico, por ejemplo, si ponen límite a 100 por hora puedes ir por la carretera si te pasas… el policía te detiene y te pone una sanción, una multa. Con la Toráh pasa lo mismo. Si desobedeces a tu Creador pues te va a venir la multa. Tú has elegido la maldición.

Y todo ser humano ¡todo ser humano!, ya nace del vientre de su madre con la primera muerte espiritual, en pecado. Espiritualmente estás muerto ¡espiritualmente estás muerto pero sí tienes ojos y oídos para leer la Toráh! Sabes los Mandamientos, sabes las Instrucciones dadas por nuestro Elohim nuestro Creador pero prefieres la tendencia de tu corazón, prefiere hacer la iniquidad, porque amas el pecado y la paga del pecado es muerte ¡es muerte! Escuchas cómo Yahshua te está llamando. Escuchas la voz de tu Elohim viviente Yahshua que te está llamando y prefieres cerrar tus oídos, prefieres no escuchar a tu Creador a tu Salvador porque amas la iniquidad, la rebelión, la hechicería, el paganismo, porque estás bien acomodado en ese país, en esa religión y no quieres perder tu estatus. Porque los hombres te reconocen que eres “algo” y no quieres venir al llamado de Yahshua el Mashíaj. Si rechazas el llamado de tu Elohim de tu Creador ¡estás frito! Porque muchos sois los que estáis siendo llamados pero no queréis ir a Yahshua. Muchos sabéis que Yahshua el Mashíaj es el único Salvador, el único Mediador que hay entre nuestro Elohim Yahweh y los hombres pero preferís seguir invocando nombres de dioses paganos pensando que Yahweh se va a contradecir con Su Palabra o tentando a nuestro Elohim viviente Yahshua. Es tiempo para ti mi amigo que no juegues, que no tientes a tu Creador.

¿Cuántos de vosotros conocéis verdaderamente por Su gracia por la gracia de nuestro Elohim viviente conocéis el Nombre Verdadero que es Yahweh Yahshua y seguís ¡seguís clamando a “jesús de nazaret”, a “jehová”, a “yavé” o como le queráis llamar! Sabiendo en vuestros corazones que el Verdadero Nombre del Creador de los cielos, la tierra, de ti y de mí, es Yahweh y que el del único Salvador es Yahshua, el que vino a morir en la estaca de ejecución, a derramar su preciosa sangre en la estaca de ejecución y resucitó. Pero para los occidentales ya se inventaron nombres paganos ¡creen la mentira de ha satán! Pues fue ha satán quien puso esos nombres falsos para que ningún hombre sea salvo. Ha satán, el adversario, el enemigo número uno de nuestro Elohim viviente Yahweh y enemigo del ser humano, inventó esos dioses paganos esos “elohim” paganos, cogió a sus hombres humanos e hizo que las Biblias occidentales vendrían del griego. Fueron mal traducidas, puso nombres paganos, ¿o pensáis que ha satán es tonto? Porque muchos cristianos y no cristianos pensáis que ha satán ¡es tonto! Y los tontos son los seres humanos. Ha satán sabe perfectamente el Nombre Verdadero de su Creador que se Yahweh. Ha satán sabe perfectamente que solamente hay un único Camino de salvación y es a través de Yahshua. Ha satán estuvo adorando a su Elohim a su Creador en el Tercer Cielo y ha satán se revolvió contra su Creador porque ha satán quería que lo adorasen a él ¡a ha satán! Por eso fue arrojado del Tercer Cielo, hoy está en el Segundo para abajo hasta la Tierra. Ha satán vino para robar, matar y destruir, y lo que más le gusta es matar, robar, destruir, a los seres humanos. Es una afición de hace muchos siglos que él tiene de destruir a la raza humana. Por eso ha satán cuando llegó su tiempo, cuando empezaron las traducciones escritas de las Biblias occidentales puso a sus agentes y nos dieron las traducciones engañosas de las Biblias, del griego pasando por Roma la Gran Ramera, para todos los occidentales y no occidentales. En vez de ir al hebreo a la senda antigua, a las Escrituras Verdaderas, a la Toráh que Yahshua en su tiempo dio a Moisés. Es una labor digna del enemigo de nuestras almas ¡que de tonto no tiene un pelo! Porque la misión de ha satán es destruir a la raza humana por eso ha satán es vuestro padre, es el padre de todos los seres humanos que arrastran la primera muerte espiritual. Ya se encargó hace siglos de engañar a Adán y Eva, los primeros seres humanos. Ya se encargó ha satán de que Adán y Eva rompiesen la comunión íntima que tenían en el Paraíso con nuestro Elohim viviente Yahweh y con una desobediencia ¡una!, el pecado y la muerte y la enfermedad entró en toda la Tierra. Por eso nacemos del vientre de nuestra madre, porque viene de atrás, de generación en generación, todos los seres humanos nacemos del vientre de nuestra madre con la primera muerte espiritual, en pecado. Por eso los niños, cuando somos niños, tenemos esas tendencias de mentir, de salirnos con la nuestra, somos soberbios, orgullosos, altivos, y cuanto más nos hacemos más mayores las mentiras son más gordas, a unos les va la religión, a otros les va la política, a otros el comercio… lo que practicáis… pero muertos espiritualmente. A otros les va seducir a las chicas y las chicas a los chicos. El pecado que radica en el corazón del ser humano.

Yahweh nuestro Elohim aborrece el pecado pero te ama ¡ama al ser humano! Yahweh nuestro Elohim viviente es Kadosh, HaKadosh, aborrece el pecado pero te ama amigo. Por eso nos dio una senda antigua, un único Camino ¡esa esperanza que se convierte en realidad!, cuando aceptamos verdaderamente el sacrificio que Yahshua hizo en la estaca de ejecución. Yahshua es el único Salvador, el único Mediador, ese es su Verdadero Nombre, no sois los nombres que estáis invocando. Seguís invocando pero no hay cambios en vuestras vidas. Cristianos evangélicos que decís que “jesús de nazaret” es el salvador ¡NO ES “Jesús de Nazaret” o “Jesucristo” ESE NO ES EL VERDADERO NOMBRE del que vino a morir en la estaca de ejecución, en el madero, del que derramó su preciosa sangre y resucitó! EL VERDADERO NOMBRE de nuestro Elohim viviente de nuestro Creador ¡ES YAHSHUA! Yahweh se hizo hombre, Yahweh es el Padre, Yahweh se hizo hombre y habitó entre nosotros y a los Suyos vino y los Suyos no le recibieron, los hebreos, los hebreos no lo recibieron ¡las Dos Casas de Israel no le recibieron!, más a todo aquel que le recibió le dio la potestad de ser llamado hijo de nuestro Elohim viviente Yahweh. Israel se había apartado de la Toráh. Cuando murió Moisés, ya hasta profetizado en Deuteronomio lo tenéis, los últimos capítulos, cómo Yahweh habló a Moisés y a Josué de lo que al partir Moisés, a dormir con sus padres, iba a hacer Israel, toda la Nación. Cómo se iban a apartar de la Toráh, cómo se iban a apartar de los mitzvot, de los mandamientos, de las instrucciones, y lo que iba a acontecer con el pueblo rebelde, tozudos, soberbio, de Israel (Efraín y Judá), y así aconteció ¡así aconteció! La tendencia del ser humano, de ese ser humano que arrastra la primera muerte espiritual, le lleva a rebelarse contra su Creador. El hombre puede hacer el bien y el hombre puede hacer el mal, pero el hombre prefiere el pecado porque ¡ama el pecado! ¡ama la desobediencia! ¡ama la incredulidad! ¡ama el egoísmo! Etc. El hombre por naturaleza es ingrato, no es agradecido el hombre para con su Elohim. El hombre es ingrato, perverso, impío; pero sí sabe el hombre ingrato, perverso, impío, ¡y exige!, que nuestro Elohim viviente nuestro Creador tiene que tener misericordia de nosotros. ¡Ese es el pensamiento de un hombre que arrastra la primera muerte espiritual! Todo ser humano cuando le van muy mal las cosas piensa que “Dios” tiene que tener misericordia de nosotros… ¡pero nosotros tenemos que seguir pecando! Esa es la tendencia de ha satán ¡esa es la tendencia de un hombre que es esclavo e hijo de ha satán. Eso es lo que hay en el corazón de los seres humanos que arrastran la primera muerte espiritual, que no han nacido de nuevo, que no son guiados por el Espíritu de nuestro Elohim de nuestro Creador Yahweh. Seas religioso o no lo seas, pero si eres ingrato, perro, bastardo, ¡tú estas muerto espiritualmente!, y si mueres físicamente arrastrando la primera muerte espiritual ¡el Infierno te espera!, y en el Infierno vas a recibir la segunda muerte espiritual, por tanto eternamente. Vas a pasar toda la eternidad en el Infierno porque tú preferiste deliberadamente amar el pecado, amar el fraude, amar el adulterio. Porque Yahshua te está llamando. Yahshua el Mashíaj ahorita mismo te está llamando ¡te está llamando al arrepentimiento! ¡que hay UNA SALIDA para todos tus problemas!

Yahshua nos dio la Toráh ¡Yahshua nos dio la Toráh! La Toráh significa Instrucciones, los Mandamientos. Yahshua dio la Toráh a Moshe. Yahshua escribió la Toráh en las tablas de piedra y el que es obediente a los mitzvot, a los mandamientos e instrucciones, tiene vida; pero el que prefiere la maldición, sigue con la muerte y al morir físicamente se va para el Infierno, condenación eterna, y allí recibe la segunda muerte espiritual y el gusanito que nunca muere que es el pecado y todo aquel que va allí tiene conciencia por qué se encuentra en ese horrible lugar de fuego y azufre eternamente. Allí, todos los que van allí tienen conciencia. Cuántas veces nuestro Elohim viviente nuestro Creador Yahshua le estuvo llamando y desechó el llamado de Yahshua. Desechó la salvación. Desechó a Yahshua el Mashíaj. Y todo aquel que desecha a Yahshua condenación eterna tiene, está escrito en las Sagradas Escrituras. No solamente los rabinos religiosos judíos ortodoxos israelitas desecharon y siguen desechando hasta ahorita a Yahshua el Mashíaj, también los occidentales, también las llamadas iglesias cristianas desecháis a Yahshua el Mashíaj. ¿Qué diferencia hay pues entre los rabinos ortodoxos judíos y súper ortodoxos israelitas que desechan deliberadamente al único Salvador y Mediador que es Yahshua el Mashíaj con los llamados cristianos de las iglesias cristianas tanto católica apostólica romana que es la santa madre iglesia cristiana con la hijastra iglesia cristiana evangélica ortodoxa anglicana? ¡No hay ninguna diferencia! Siempre estáis hablando occidentales cristianos: “los judíos mataron a Yahshua”, en vuestras Biblias “jesús” nombre pagano. ¡Los judíos!, eso sí sabéis, y vosotros cristianos ¡también estabais ahí en la plaza: “crucifícale, crucifícale”! porque no reconocéis a Yahshua ¡no queréis reconocer el Verdadero Nombre del único Salvador y Mediador que es YAHSHUA EL MASHÍAJ!, que está escrito en Isaías 53 en las Biblias occidentales y en el hebreo al español. ¡¡¡Amáis el engaño y la mentira cristianos y no cristianos!!! Preferís el engaño, preferís el veneno que ha satán ya os ha metido. ¡Desecháis la Toráh cristianos!, pues mirad bien cristianos y no cristianos: todo ser humano que desecha la Toráh, los cinco primeros libros de las Escrituras, si muere físicamente condenación eterna tiene. Pienses que estás sirviendo a tu “jesús”, a tu “jehová”; pienses que estás sirviendo a “mahoma”; pienses que estás sirviendo “lo que tú creas”… “a maría”… ¡Ese es tu pensamiento de hombre! Y el pensamiento del hombre no es el pensamiento de nuestro Elohim viviente Yahweh. ¡Es muy fácil! Tú te podrás llamar “manolo” por ejemplo, te han puesto que te llamas “manolo”, yo me llamo “miguel”, los nombres no pueden ser traducidos como nos da la gana. Tú puede ser que te llames “manolo”… ¡”pepe”, “pepe”! ¿verdad que no harías caso “manolo”? ¡¡NO!! Nuestro Elohim viviente tiene UN NOMBRE Él lo escribió y su Nombre es YAHWEH ¡¡¡no hay traducción!!! No le puedes llamar a Yahweh “jehová” ¡¡¡ES YAHWEH!!! Tú puedes pensar lo que quieras pero en el hebreo es YAHWEH y tú no le puedes llamar con el nombre que se te viene a la cabeza o que está escrito en esas Biblias que sabes que están mal traducidas, que vienen del griego, porque la senda antigua es del hebreo, porque Yahweh nuestro Elohim sacó a los hebreos de Egipto y los metió en el desierto y los llevó a la tierra prometida que fluye leche y miel. No vino Yahweh a por el griego, ni a por el francés, ni al costarricense. Yahweh escogió a la Nación de Israel. Él es el Creador y Él puede hacer lo que quiere. Tú eres creado pero tú no puedes hacer lo que quieres. Él escogió a Israel. Su Nombre es Yahweh y el único Salvador es Yahshua. YAHWEH YAHSHUA. ¡¡¡YAHWEH YAHSHUA!!!

Y yo sé que ahorita mismo el Ruaj HaKodesh que es el Espíritu de nuestro Elohim viviente está dándote entendimiento, Él está llamando a la puertica de tu corazón, Él te está dando entendimiento con este mensaje que viene de Su boca de Yahshua. Él conoce tus pensamientos, Él conoce tus caminos, Él sabe cómo lo desechas, Él sabe dónde estás escondido y aunque te escondas en las cavidades de las rocas Él te va a sacar con anzuelo si persistes en rebelarte contra Él pues Él te está llamando. Tu Elohim tu Creador te está llamando, te está dando la oportunidad ahorita mismo para que te veas como en un espejo ¡lo perdido que te encuentras! ¡en qué miseria espiritual te encuentras! ¡y física! Él quiere darte vida ¡auténtica vida! ¡y Él quiere sanarte tus heridas! ¡tus enfermedades! ¡Él quiere bendecirte espiritualmente, físicamente y económicamente!... ¡¡¡pero!!!... ¡tú amas el pecado! ¡la farsa! ¡la hipocresía! Estás bien empoltronado en tu sofá. Te gustan las adulaciones que el Mundo te da. Te gustan las riquezas. Te gusta el adulterio. Te gustan las borracheras. Etc. Tú piensas que eres libre pero eres esclavo del pecado que practicas. Tú piensas que eres libre y que con tu vida puedes hacer lo que quieras. ¡Eres necio e insensato! Porque eres esclavo del pecado que estás practicando ahorita, de la desobediencia hacia la Toráh. Tú amas el pecado y todo aquel que ama el pecado es esclavo del pecado e hijo de ha satán. Está escrito en las Sagradas Escrituras por el dedo de nuestro Elohim viviente Creador Yahshua. ¡Tu palabra contra la de Yahshua!,¡para que te enteres! ¡¡¡Tu palabra NO sirve para nada!!! ¡¡¡Estás muerto espiritualmente!!! Y si mueres ahorita físicamente sin haber limpiado tu corazón en la sangre preciosa que Yahshua derramó en la estaca, en el madero, seas cristiano evangélico, católico, anglicano, ortodoxo, judío, seas lo que seas… ¡te vas para el Infierno! A pasar la eternidad allí porque amaste más la maldición, amaste más el pecado. Pero no podrás echarle la culpa a tu Creador porque Él ya te llamó. Él te estuvo llamando al arrepentimiento, a la reconciliación. Él tuvo paciencia ¡¡¡mucha paciencia para contigo!!! Pero desobedeciste. Rechazaste a Yahshua. Y al morir físicamente ¡¡¡zas!!! ¡¡¡como un rayo!!! al lugar que te pertenece, a ese horrible lugar llamado Infierno que muchos decís que no existe ¡¡¡ pero está escrito en las Sagradas Escrituras!!! Yahshua cuando vino como hombre ¡lo que más hablaba! ¡del Infierno! Está escrito en el Pacto Renovado.

Muchos pensáis, os interesa pensar, que la Toráh fue abolida por Yahshua. ¿Cómo va a ser abolida Su propia Palabra? Si Yahshua es la Toráh viviente. Yahshua vino con su muerte en la estaca de ejecución con su derramamiento de sangre y resurrección, vino ahí a completar la Toráh ¡a completar la Toráh! Yahshua es nuestro Elohim viviente nuestro Creador y Él jamás se contradice con Su Palabra escrita, con Sus Pactos. Tú hombre natural carnal estás acostumbradico a contradecirte con tu palabra y a violar los propios pactos que tú formas ser humano carnal, animal, terrenal y diabólico pero nuestro Elohim viviente nuestro Creador jamás ¡jamás se contradice con Su Palabra escrita! ¡¡¡jamás!!! Los hombres sí que cambiáis las leyes según os parece. En mi país hoy es una ley, a los cuatro años es otra ley. Los hombres sí. El ser natural, carnal, sí se contradice con sus mandamientos, con los mandamientos que ellos mismos ponen, porque no hay justo ni tan siquiera uno, en el ser humano. Justo es solamente nuestro Elohim viviente Yahweh. Él tiene misericordia para la raza humana ¡pero no agotéis Su paciencia porque también es Justo! ¡El único Justo! ¡¡¡Justo!!! ¡¡¡Es Yahweh nuestro Elohim viviente!!! ¡¡¡Yahshua Yahweh!!! Todos los demás pecamos. Todos los hombres pecamos y estamos destituidos de la Gloria de nuestro Elohim viviente Yahweh y por Gracia somos salvos no por obras humanas para que ningún ser humano, la criatura humana, se gloríe, sino por la muerte y resurrección de Yahshua el Mashíaj. Ahí está la salvación y el hombre estáis desechando la oportunidad de ser salvos y súper bendecidos por Yahshua nuestro Elohim viviente nuestro Creador Yahweh Yahshua.

Es tiempo pues para ti mi amigo. Tú no sabes cuándo va a venir el ángel de la muerte con su guadaña ¡como lo pintan así! Tú no sabes. ¿O sabes tú ser humano cuántos minutos vas a vivir físicamente? Hay quien va de vacaciones a la playa y se mata en el camino. La muerte viene de repente ¡de repente! El ser humano no sabe cuándo le va a alcanzar la muerte. El ser humano se le es cortado los años de vida que tiene físicamente por el pecado que está en el corazón del ser humano. Pero si el ser humano ama la Toráh, es obediente a la Toráh, sus días son alargados y todas las cosas en su trabajo es bendición, su matrimonio es bendición, todo lo que practica es bendición, si ese ser humano es obediente a la Toráh. La Toráh son las Instrucciones, Mandamientos de nuestro Elohim de nuestro Creador. Los cristianos evangélicos no amáis la Toráh, la desechasteis igual que vuestra madre Roma. La iglesia cristiana católica romana desechó la Toráh, es anti-Toráh. La iglesia cristiana evangélica desechó la Toráh. La anglicana, todo lo que es cristiano, desechasteis la Toráh. Los judíos ortodoxos no desecharon la Toráh, mira por dónde, sólo que añadieron a la Toráh instrucciones y mandamientos y así se fabricaron el Talmud y creen más en el Talmud que en la Palabra dada por nuestro Elohim Yahweh Yahshua, ahí vino la rebelión para los israelitas, “efrainitas y judaitas”, y fueron dispersados por todas las Naciones y ahí les vino el desastre, ahí les vino las hambrunas, las pestilencias, la cautividad y todavía hoy en día, siglo XXI los soberbios., altivos y orgullosos rabinos ortodoxos que no pertenecen ni a la familia de Aarón, no son levitas, se han hecho pastores a sí mismos y están enseñando a las Naciones ¡que Yahshua el Mashíaj no vino! ¡Desechan a Yahshua! ¡Condenación eterna tienen todos! Y han escogido las maldiciones de la Toráh. Hoy en día los rabinos ortodoxos ¡todavía esconden el Verdadero Nombre de nuestro Elohim que es Yahweh! Desobedeciendo la Toráh, desobedeciendo los mitzvot, los mandamientos e instrucciones. Hoy en día hacen creer a los occidentales que son de “HaShem", pero claro, los occidentales, la mayor parte, no sabemos hebreo como ellos son hebreos… tampoco ellos saben español claro ¡así bien bien el nativo es nativo! Pero “HaShem" significa “el nombre” y van por ahí los llamados cristianos: “yo soy de HaShem" y yo siempre les pregunto: “bueno, ¿a sí?, pues dime de qué nombre” y no saben responder y son cristianos evangélicos…

“HaShem” es “el nombre”. Mirad, mi Shem , mi nombre, es Miguel Atalaya, eso es ¡ala! Tu Shem puede ser pepito, manolito o rigorcito ¡eso es! Pues los cristianos occidentales vais alardeando, alardeando que sabéis mucho ¡y no sabéis nada! Sois súper ignorantes ¡HaShem ignorantes! Y hacéis creer a la gente que sabéis tanto ¡y no sabéis nada!

¡Baruj HaShem Yahweh! ¡Bendito el Nombre de Yahweh! Mi Elohim viviente. ¡Baruj HaShem Yahshua!

Yo no sé mucho hebreo, yo sé lo que Yahshua pone en mi corazón para eso es el que habla Él a través de mi corazón, garganta y lengua, y conoce mi corazón y conoce el corazón de todos los oyentes y sabe que hay muchos oyentes ¡oír sí pero no sois hacedores de la Palabra! ¡No sois obedientes! ¡No sois agradecidos! Para con nuestro Elohim viviente porque el pecado vive en vuestro corazón porque no queréis ser lavadicos por la preciosa sangre de Yahshua. No queréis como decís convertíos a Yahshua pero sí queréis las bendiciones. En vuestros campos, por ejemplo, plantáis la cosecha y cuando va a salir el fruto os aparece la lluvia o la pedregada, con muchos millones de dólares o euros perdidos ¿verdad? ¿por qué? ¿por qué? Por el pecado que radica en vuestro corazón de idolatría, de paganismo, porque habéis desechado la Toráh. Los gobiernos desecharon la Toráh y cuando desde el gobierno se desecha la Toráh, la Nación cae en maldición. Desechasteis las Instrucciones, los Mandamientos dados por nuestro Creador por nuestro único Elohim viviente Yahweh Yahshua y todo gobierno, toda Nación que desecha la Toráh, desecha a Yahshua el Mashíaj que es el único Salvador ¡maldición le viene a ese gobierno y a la Nación! ¡Entonces vienen los desastres! Entonces plantáis vuestro trigo, vuestro vino, y cuando vais a recogerlo os vienen las inundaciones, las pedregadas, la sequía, el fuego ¡y lo perdéis todo! Perdéis vuestros campos, perdéis vuestras cosechas, perdéis vuestras casas, perdéis a vuestros hijos, morís muchos de vosotros y aparecéis en el Infierno y ahí os dais de cuenta porque la conciencia nunca muere ¡cuántas veces Yahshua nuestro Elohim viviente te estuvo llamando y tú te burlabas, te mofabas, te reías, le decías “no te quiero aquí”, te vas a ver todo lo que has practicado porque lo que se siembra se recoge y nadie se burla de nuestro Elohim viviente, de nuestro único Creador Yahweh y del único Salvador Yahshua el Mashíaj.

Estamos en el último tiempo y ¡no os lo creéis! Ha satán ya se encarga: “no le creáis, no le creáis” ¡A ése sí oís! Y lo que él dice ¡va a misa! Lo que él dice ¡lo ponéis por obra! Pero no os molestáis en ir a la Toráh a ver si lo que él dice es verdad porque ya la desechasteis. Es tiempo pues para ti amigo. Y mira España, te lo estoy avisando, os viene una fuerte sequía, muy fuerte, de España para arriba, por vuestra iniquidad, rebelión, por haber aprobado la homosexualidad ¡hasta ahí llego el polvo! Por haber permitido casar hombres con hombres, mujeres con mujeres. Por haber desechado la Toráh. Por haber desechado a Yahshua el Mashíaj. ¡No te lo creerás pero lo vivirás! Vienen fuertes desastres cuando menos lo esperéis y os lo vengo avisando Naciones todas. Terremoto por aquí, terremoto por allá. ¿Habrá hombres para ayudar? ¡Va a ser tan rápido! No van a venir con aviso ni las máquinas que tenéis ¡se van a volver locas!

Es tiempo para todas las Naciones que os reconciliéis con el Creador como Él lo ha establecido a través de Yahshua el Mashíaj. Él es el Creador. Por Él fueron hechas todas las cosas: los cielos, la tierra y tú mismo y yo mismo. Yahshua está vivo. En Él no se muere. Él nos creo a Su imagen y semejanza para que el ser humano lo adore en espíritu y en verdad. Pero mientras el pecado está en tu corazón, mientras la iniquidad está en tu corazón tu jamás puedes servir a tu Elohim viviente porque el espíritu tuyo está muerto y estás esclavo del espíritu del rey de las tinieblas ha satán y sus legiones. Tú eres esclavo e hijo de ha satán por eso practicas lo que practicas y hablas lo que hablas. Pero Yahshua está llamando ¡te está llamando a ti en tu propio idioma! Yo estoy hablando español y tú lo estás entendiendo en japonés, chino, en tu lengua nativa ¡nativa! Él conoce todas las lenguas. Él sabe de tu necesidad. Él te ve cómo clamas cristiano evangélico, pero no te responde ¿sabes por qué? Porque ya te puso Su Verdadero Nombre y tú sigues invocando nombres paganos y eso es abominación para con nuestro Elohim viviente y además no has querido nacer de nuevo porque muchas veces te ha estado llamando y tú te has mofado, te has burlado ¡ahora quieres! Pues ahora, mi hijo, ¡tal vez! Él tenga misericordia de ti ¡tal vez! Porque muchos fuisteis sacados de Egipto, os metió en el desierto para ser discipulados, como no queríais os volvisteis a Egipto. ¡Cuántos cristianos! ¡Cuántos cristianos que decíais que habíais nacido de nuevo! Pero vuestros frutos eran de muerte. ¡Cuántos, cuántos! En la infinita misericordia Yahshua os sacó de vuestro Egipto os metió en el desierto para ser discipulados y os volvisteis de nuevo a Egipto ¡pues en Egipto mueres! ¡En Egipto mueres con siete espíritus peores! Está escrito en las Sagradas Escrituras que eso pasaba, pero claro, es mejor seguir invocando dioses paganos y engañando a la gente ¡engañándote a ti y a la gente! ¡Siete espíritus peores! Por eso eres ahora… antes mentías un poco ahora ya eres mentiroso convulsivo y no paras. Te gustaban las mujeres un poquitín, ahora tienes lascivia súper gorda porque dices que tu “elohim viviente”, o sea “tu dios”, como habláis vosotros, te ha dado esa mujer ¡y es mentira! Por eso le das de bofetadas, por eso le escupes y te vas con otras. Cuando Yahshua une un hombre y una mujer la plenitud del amor de Yahshua está en los dos corazones y Él está en medio, ese matrimonio jamás se rompe ¡jamás! ¡jamás! Tendrán sus cosicas pero se perdonan mutuamente porque Yahshua nos ha perdonado tanto y nos sigue perdonando ¿quién soy yo para no perdonar a mi cónyuge? ¿o al que me hace mal?

Es necesario amigos todos de las Naciones nacer de nuevo verdaderamente ¡no de mentirijicas como lo hacéis! Y si oyeres ahorita la voz de tu Elohim de tu Creador, porque sé que la estás escuchando, abre la puerta de tu corazón, invítale a entrar a Yahshua, Él es el Camino ¡único!, la Verdad ¡única!, y la Vida verdadera ¡en Yahshua está! Y cuando Yahshua vive verdaderamente en nuestro corazón todos nuestros pecados son lavados por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca de ejecución y pasamos de muerte espiritual ¡a vida en Yahshua! Desde ese momento somos súper obedientes a la Toráh ¡súper obedientes! ¿sabéis por qué? Porque cuando aceptamos a Yahshua con un corazón contrito y humillado nuestros pecados son borrados ¡borrados!, no tenemos por qué ir sacándolos ¡dando testimonios falsos! Son borrados y el Espíritu de nuestro Elohim viviente está en nosotros y Él nos lleva a la Toráh. Todo nacido de nuevo que escucha la voz de Yahshua tiene el Espíritu de nuestro Elohim viviente Yahshua y resulta que el Espíritu de nuestro Salvador, de nuestro Papito Celestial ¡nos lleva a la Toráh! ¡nos lleva a la Toráh! Por tanto cristianos evangélicos ¡se acabó la farsa! No habéis nacido de nuevo. ¿Acaso el Espíritu de nuestro Elohim viviente Yahweh se contradice con Su Palabra? ¿sois vosotros los verdaderos? Al desechar la Toráh no sabéis las Instrucciones, los Mandamientos puestos por nuestro Elohim viviente ni sabéis las maldiciones a los que desobedecen. Al desechar la Toráh, “por ignorancia” diréis muchos… ¡desecháis al único Salvador, al único Mediador que es Yahshua el Mashíaj porque Yahshua es la Toráh viviente! ¡Cómo os ha engañado ha satán! Pero el espíritu de la ignorancia es diabólico ¡es diabólico! Ya Roma empezó… “No tendrás imágenes, esculturas”… y siguió con los evangélicos a no guardar el sábado, Roma tampoco los guarda, pero sí el domingo “el día del sol”. Y si fallamos en un Mandamiento fallamos ya en todos ¡es una cadena!

Por tanto amigos si ahorita oyeses la voz de tu Elohim ¡arrepiéntete!, con un corazón contrito y humillado. ¡Sé que la estás escuchando! Es Yahshua quien te está llamando ¡muchos los llamados y porquicos los escogidos! ¡¡¡Te está llamando a ti!!! Arrepiéntete de tu pecado ahorita mismo. Sé sincero ante tu Elohim viviente Yahweh Yahshua y dile así, repite conmigo y verás el cambio si eres sincero vendrá el cambio, si eres sincero ante tu Creador. Si intentas seguir burlándote ¡necio esta noche vendrán a por tu alma! Escrito está. Ahí donde estás si deseas nacer de nuevo si deseas la bendición de Yahshua ¡acéptalo!, invítale a entrar dentro de tu corazón y dile así, repite:

“Adón Yahshua sé que tú has muerto por mí en la estaca de ejecución, en el madero, y resucitaste, estás vivo. Perdóname, perdóname por todo lo que te he ofendido desde que salí del vientre de mi madre hasta éste momento. Entra dentro de mi corazón, te invito, y te lo entrego totalmente. Límpiame con tu preciosa sangre, esa sangre que derramaste por mí en la estaca de ejecución. Sálvame, sálvame mi Elohim viviente. Ayúdame a hacer tu voluntad. Oh mi Adón te entrego totalmente mi alma ¡toda!, mi mente, carne, espíritu, emociones, sentimientos, voluntad y hasta mi libre albedrío. Empápame con tu preciosa sangre y poséeme totalmente ¡tuyo soy!, porque ahora sé que tú me acabas de comprar con la preciosa sangre que tú derramaste en la estaca de ejecución. Oh, Papito, oh Papito lindo gracias, gracias te doy por haberme hablado directamente a mi vida porque ahora sé que acabo de pasar de muerte espiritual a vida en tu Hijo Yahshua el Mashíaj. Enséñame a amarte más y más. Sé tú mi Maestro de maestros, sé tú mi Pastor. Enséñame a tener íntima comunión contigo. Gracias, gracias Papito lindo ¡BeShiem Yahshua el Mashíaj! Amén, amén y amén.

Escrito está que todo lo que pedimos a nuestro Elohim a nuestro Papito Celestial en el Nombre de Yahshua el Mashíaj, sin dudar, lo recibimos. Toda petición que hagáis, hacerla en el Nombre de Yahshua el Mashíaj, no dudéis y lo recibiréis. Está escrito por el dedo de Yahshua. Está escrito. Pedid, pedid. A todos los nacidos de nuevo estoy hablando, al aceptar a Yahshua, nuestros pecados ya han sido borrados por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca. Venimos ahora a ser hechos hijos verdaderos de nuestro Elohim viviente. Las cosas viejas pasaron, he aquí hechas son nuevas ¡ese es el nuevo nacimiento! Y no miréis para atrás porque lo que Yahshua ya ha borrado ¡no lo saquéis! Él lo ha arrojado al fondo del mar. En tu corazón ahora está la sangre preciosa que Yahshua derramó en la estaca de ejecución. Acabas de nacer de nuevo y tú lo sabes porque ha habido un momento que estás escuchando este mensaje, el Ruaj HaKodesh, el Espíritu de nuestro Elohim viviente está hablando directamente a ti y por eso estás feliz, gozoso, gozosa, porque estás recibiendo el Shalom, la auténtica paz que solamente Yahshua el Mashíaj puede dar al ser humano. La paz del mundo es ficticia, la paz de Yahshua es el Shalom ¡esa es la verdadera! Déjate enseñar. Él te va a llevar a la Toráh, Él te está llevando a la Toráh y ahora entenderás ¡ahora! Al nacer de nuevo empezarás a entender las Sagradas Escrituras porque cuando se arrastra la muerte espiritual nuestra mente está cerrada, nuestros ojos espirituales están cerrados. Pero cuando le invitamos a Yahshua a entrar en nuestro corazón sinceramente, nuestra mente es abierta en Yahshua, nuestros ojos espirituales son abiertos en Yahshua. Él nos da entendimiento, conocimiento y sabiduría en Yahshua HaMashíaj. Dejaos enseñar por Él pasito a pasito. Todo nacido de nuevo espera, persevera y tiene total confianza en Yahshua. Él es el Maestro, Él sabe lo que nos conviene ¡no tenemos prisa! Nosotros somos alumnos, discípulos, alumnos.

Padre te doy gracias, gracias por haber rescatado estos nuevos hermanitos y hermanitas, enséñales como me enseñas a mí. Bendícelos espiritual, física y económica. Manifiéstate en sus vidas. Enséñales como me enseñas a mí a rendirse todos los días, a morir a nosotros mismos para que te vean a ti Yahshua en nosotros. Gracias, gracias, gracias, gracias por tu infinita misericordia. Bendice a todas las Naciones, pueblos y tribus. Manifiéstate en los presidentes, en los que rigen esas naciones. Manifiéstate, hazles entender que son de la Casa de Israel también, como me hiciste entender a mí. Gracias Papito, gracias por tu infinita misericordia y amor y justicia. Gracias Papito lindo BeShem Yahshua HaMashíaj, amén, amén y amén.

Tenéis la Biblia, para que entendáis, tenéis la Biblia del hebreo al español en la página de Yahshua que es: www.laplumadivina.com ahí está la Biblia, la senda antigua del hebreo al español. No está en venta en librerías, podéis descargarla gratuitamente así como todo lo que se encuentra en esa página, descargarla, así como están los audios, los mensajes que Yahshua habla a través de mi corazón, garganta y lengua.

Mi nombre es Miguel discípulo de Yahshua el Mashíaj. Atalaya, Atalaya significa vigilante, el centinela, el que está en la brecha. Lo tenéis escrito en Ezequiel capítulo 2 y 3. Y os envío el Shalom de Yahshua a todos mis hermanicos y hermanicas que han sido redimidos por la preciosa sangre que Yahshua derramó en la estaca de ejecución, en el madero. Perseverad en Él. Perseverad, tened total confianza en Él y en Jerusalén Celestial nos encontraremos.

¡Que Yahshua rebendiga a todos los oyentes sin excepción!


©Ministerio La Pluma Divina

.